Prohibido el movimiento de ganado porcino en todo el territorio nacional.

Es la decisión adoptada por el Ministerio de Agricultura, tras la aparición de dos focos de peste porcina en Valencia y Cuenca. Aragón, junto con Cataluña y Castilla-León, se ha opuesto a la paralización de todo movimiento.

Para Gonzalo Arguilé, consejero de Agricultura del Gobierno de Aragón, esta medida es negativa, ya que ?no da ninguna salida a las explotaciones de cerdas madres, al no poder desplazar los lechones a los cebaderos?. Añade que ?en comunidades como Aragón no se ha detectado ningún foco de peste porcina?.

La orden ministerial restringe los movimientos de cerdos vivos, excepto los que se destinan al matadero. El departamento de Agricultura ha intensificado los controles en la provincia de Teruel, ante la aparición de peste porcina en una explotación de Alpuente en Valencia. Se han dispuesto los controles de vigilancia de bio-seguridad y analítica, que se utilizaron cuando surgió el foco de Lérida.

EL PORCINO ARAGONÉS NO VA A SOPORTAR UNA NUEVA INMOVILIZACIÓN DEL GANADO.

Lo apunta ARAGA, que considera desmesurada la decisión del Ministerio de Agricultura de inmovilizar todo el ganado porcino español tras la aparición de nuevos focos de peste en Valencia y Cuenca.

La responsable de la sectorial de porcino de ARAGA, Elena Pérez, ha señalado que ?las nuevas restricciones al movimiento de ganado son injustas porque se ha demostrado que Aragón está libre de peste porcina, según han desvelado los catorce mil análisis hechos durante las últimas semanas?.

Ha recordado que ?en Aragón no ha entrado un solo animal desde hace varias semanas y es muy difícil que la peste porcina haya llegado a cualquiera de nuestras explotaciones. Es incomprensible que se vete otra vez la salida de ganado de nuestra Comunidad Autónoma. Los ganaderos ya no sabemos qué hacer con los animales que al final van a acabar hacinados en las granjas, si no podemos moverlos en quince días?.

Comentarios