La actual autovía, foco investigador en Huesca

La capital oscense vive una nueva realidad que encontramos en el trazado de la autovía Zaragoza-Huesca-Nueno, con iniciativas que ya llevan varios años presentes en la vida de esta ciudad, otras que acaban de nacer, y también con proyectos de futuro. Todo ello unido a varias edificaciones en las que se está desarrollando ya una importante labor de investigación.

Recientemente se transformaba la Escuela Universitaria Politécnica de Huesca en Escuela Politécnica Superior; centro en el que se desarrolla un intenso trabajo de investigación sobre diferentes materias, especialmente vinculadas con el sector primario. En el año 2002 se inauguraba el nuevo edificio que acoge esta escuela, perteneciente al Campus de Huesca.

Aragón está entre las zonas del mundo más relevantes en lo que se refiere a investigación agraria y ganadera. Sobre todo por la labor que se realiza desde el Servicio de Investigación Agraria, dependiente del Gobierno autónomo, y desde el Centro Superior de Investigaciones Científicas.

El Parque Tecnológico Walqa supone una auténtica revolución para el entramado empresarial oscense con 2 edificios ya construidos, y con pasos administrativos que se están dando para que sea una realidad el tercero. Las investigaciones en Nuevas Tecnologías tienen su escenario en este emplazamiento situado también junto a la autovía Huesca-Zaragoza.

Mirando al norte, entre Huesca y Nueno, Riegos del Alto Aragón proyecta construir un Centro de Interpretación y de Formación sobre el Agua, el Regadío, la Naturaleza y el Paisaje; infraestructura que tendrá fines formativos y turísticos, pero también se trabajará en el capítulo de la investigación.

En diversos foros de debate, en los últimos meses, se ha citado la importancia que ha de tener Huesca en cuanto al desarrollo de estudios relativos a Nuevas Tecnologías, a la Biotecnología, a sistemas avanzados de riego, y a cultivos energéticos y no alimentarios.

Comentarios