75 años de prisión para Guridi Lasa por el atentado de Sallent

2004080202 atentado.jpg

La Audiencia Nacional ha condenado a José Ignacio Guridi Lasa como autor penalmente responsable del atentado perpetrado en agosto de 2000 en Sallent de Gállego. La sentencia se divide en una triple condena: por dos delitos de atentado terrorista con resultado de muerte (con dos penas de 30 años de prisión cada una) y por un delito de estragos (con una pena de 15 años de prisión).

El fallo judicial habla, entre otras cuestiones, de indemnizar a los padres de los guardia-civiles fallecidos Irene Fernández Pereda y José Ángel de Jesús Encinas en 300.000 euros.

La sentencia dice también que para el cumplimiento de las penas se respetará el límite establecido en el artículo 76 del Código Penal vigente en el momento de ocurrir los hechos, es decir, en el año 2000. El Código Penal de 1995 establece el límite de 30 años, ya que Guridi Lasa suma 2 ó más condenas y alguna de ellas es superior a 20 años. A esos 30 años hay que restar el periodo que ha pasado en prisión provisional, siempre y cuando ese periodo no haya sido descontado de otras penas anteriores.

La sentencia atiende la petición del Ministerio Fiscal. A esta petición se adherían la acusación particular (correspondiente al Ayuntamiento de Sallent de Gállego) y la acusación popular (la Asociación de Víctimas del Terrorismo). La defensa del acusado solicitaba la libre absolución.

El alcalde de Sallent, José Luis Sánchez, se muestra gratamente sorprendido por la celeridad con la que se ha publicado la sentencia. Afirma que ?se hace justicia; la democracia se fortalece, ya que la sociedad ve que los criminales pagan por usar armas para conseguir fines políticos?.

Sánchez apunta que Sallent quedó muy afrentada y dolida por la acción terrorista que tuvo lugar en agosto del año 2000, cuando estalló el todo-terreno al que se subieron los guardia-civiles fallecidos para atender un servicio. El alcalde de esta localidad no quiere que se vea cómo algo excepcional que este municipio se presentara como acusación particular. La Asociación de Víctimas del Terrorismo reconoce que no es muy habitual esta actitud, valorando el gesto de Sallent.

El alcalde de Sallent agradece el trabajo de todas las fuerzas de seguridad: Guardia Civil, Policía Nacional y, sobre todo, la Ertxaintxa, ya que fue la primera en conseguir una declaración autoinculpatoria del propio Guridi Lasa. También hace referencia al trabajo desarrollado en Francia en torno al comando TTOTTÓ.

Comentarios