Viviendo un sueño

Esther Azón

Llega San Lorenzo y con él las Mairalesas. Ilusiones, emoción, y todo un año representado a sus barrios por delante.

Y yo me pregunto... ¿de dónde viene esa tradición?

Chema G. Lera recoge la leyenda de que en tiempos remotos, mayo era el mes en el que se rendía culto a los árboles y a la Naturaleza. El ?Mayo? era el nombre utilizado para designar al árbol protagonista de un antiguo rito.

La influencia católica hizo derivar este ritual en un alarde de sincretismo hasta la fiesta de la Invención de la Santa Cruz, en la que el árbol pasó a ser una cruz a la que se envolvía de flores y ramas.

He aquí cómo el árbol fue hace tiempo un dios. ¿Qué tiene eso que ver con las Mairalesas? El rito que acabamos de comentar contiene reminiscencias de las antiguas celebraciones celtas de Beltane, en honor al dios Belenos.

La fiesta de Beltane marcaba el inicio del verano. Se celebraba de noche, pues los días se contaban a partir de la puesta de sol, y no de madrugada. Se elegía una mujer para que representara una de las caras de la Gran Diosa celta. Era la Reina de Mayo.

En España hay lugares donde sigue celebrándose la elección de la Maya, una niña vestida de blanco y coronada de flores, práctica que fue prohibida por cédula de Carlos III. Uno de esos lugares es Aragón, y Mairalesa (que etimológicamente es posible que venga de Mayo), es el nombre que reciben aún hoy las reinas de las fiestas de primavera y verano.

Pero estas reinas de la fiesta oscense son mucho más que eso, tienen que representar a sus barrios en las diferentes actividades que se desarrollan durante todo el año. Al finalizar en el cargo y ser sustituidas dejan un pedazo de corazón y se llevan un montón de buenos recuerdos.

Esta tradición para muchos puede resultar ñoña, pero sin duda, para cada una de estas niñas es algo que recordarán toda la vida. Un año en el que fueron especiales, fueron las princesas de su barrio, las reinas de las fiestas de San Lorenzo.

Comentarios