Bodega Pirineos inicia la vendimia con una previsión de 5’5 millones de kilos de uva

Una de las bodegas de la Denominación de Origen Somontano que comienza esta semana la vendimia es Bodega Pirineos, que prevé una cosecha de 5?5 millones de kilos de uva, superando en un 10 % a la del año pasado. Esto se debe exclusivamente a la entrada en producción de nuevas parcelas. Una cosecha que, por otra parte, se espera sea de ?calidad?, a través de un riguroso programa de control de rendimientos que se ha seguido en la producción de la uva.

A pesar de que las condiciones climatológicas han favorecido la aparición de un gran número de racimos, los kilos por hectárea se mantienen en unos límites similares al año pasado. Este año cobran protagonismo variedades como el Chardonnay, Gewürztraminer, Syrah y Merlot, ya que aumentan su porcentaje con respecto al resto de las variedades, que permanecen estables en su producción.

Durante los próximos cuarenta días, tiempo en el que Bodega Pirineos espera realizar la vendimia, ésta va a poner en marcha un importante despliegue de medios en el que participarán cerca de 200 viticultores, 6 máquinas de vendimiar, el personal cualificado de la Bodega y numerosas cuadrillas de vendimiadores que recogerán la uva en su momento óptimo de maduración, gracias a un programa de cita previa que permitirá optimizar los recursos humanos.

Las tareas de recolección se extenderán por las 1.200 hectáreas con las que trabaja Bodega Pirineos. Como novedad este año la Bodega contará con una despalilladora, que se adapta a las máquinas vendimiadoras. Aparato que se encarga de separar el racimo de la uva y limpia la vendimia de hojas con el propósito de obtener un mosto sin ninguna alteración.

Viñedos ecológicos

Uno de los aspectos característicos que se mantiene es la tendencia en la extensión del cultivo del viñedo de forma ecológica, como respuesta al interés creciente de los mercados hacia productos respetuosos con el medio ambiente. Bodega Pirineos duplica este año el número de hectáreas, pasando de veinte, con las que sacó al mercado el primer vino ecológico de la Denominación, a cuarenta.

Con respecto a las variedades autóctonas de la zona como el Moristel y la Parraleta éstas siguen despertando interés en los mercados exteriores, especialmente en Noruega y EE.UU. donde se están comercializando con gran éxito. Variedades que, por otra parte, desempeñan un importante papel en la tipicidad y la diferenciación de los vinos de esta bodega altoaragonesa.

Comentarios