CHA denuncia de nuevo la falta de criterio para priorizar inversiones en la ciudad de Huesca

El Ayuntamiento de Huesca acaba de aprobar el inicio del proceso para la licitación y construcción de un campo de hierba artificial en el campo 1 de las instalaciones de San Jorge. Según Chunta Aragonesista, el fomento del deporte y del ocio son elementos clave a la hora de conquistar una ciudad sostenible y con calidad de vida, pero sostiene que deberían priorizarse estas inversiones sobre un plan de infraestructuras deportivas en el debate presupuestario y buscando fórmulas de financiación externa.

CHA manifiesta que esta fuerte inversión, urgente e inaplazable para el Equipo de Gobierno del PSOE, viene a poner otra vez encima de la mesa que los criterios de prioridades de Fernado Elboj para la ciudad son bastante cuestionables. Y dice esta formación que aunque la ciudad de Huesca tenga vocación de ser referente en instalaciones deportivas, acabamos de iniciar un nuevo curso escolar sin ninguna plaza de educación preescolar municipal.

Y es que a Chunta Aragonesista le preocupa que la cobertura pública de estas plazas en la ciudad es del 3,9%, muy lejos de las necesidades de escolarización en la etapa 0-3 años y de la oferta de ciudades vecinas como Lérida con 11 Escuelas Preescolares Municipales y Pamplona con 9.

Chunta Aragonesista sostiene que este tipo de inversiones no responde a un plan de inversiones deportivas estudiado por Fernando Elboj.

En el tema de ampliación de Centros de Día para Mayores o de Servicios sociales de Base, asegura CHA que tampoco se ve ningún progreso, con lo que se termina de deducir la importancia que para el PSOE en este Ayuntamiento tienen las políticas sociales, pues claramente no las está priorizando, actuando sin criterios claros y a golpe de compromisos electorales.

CHA recuerda que en noviembre de 1999 el Ayuntamiento de Huesca decidió destinar 125 millones de pesetas al campo de fútbol de San Jorge, cuando la inversión correspondía a la DGA, y ahora unos 80 en la misma infraestructura.

Comentarios