2008:Variante en Monzón

José Luis Barrio

Esa es la fecha en la que los usuarios de la N-240 dejaremos de atravesar Monzón y soportar retenciones, que se hacen interminables en momentos cómo las vacaciones, puentes o fechas señaladas. En el 2008, si no hay retrasos, se terminarán las obras de la Variante de Monzón, único punto junto a Angüés, que todavía no la tenía. Fomento la ha adjudicado en tres años y medio como plazo de ejecución y en casi cincuenta millones de euros, lo que ha supuesto reducir en siete meses y medio el tiempo de ejecución y en diez millones el presupuesto, con respecto al BOE de 13 de marzo, cuándo salió a licitación. Esperemos que no se produzcan, las ya tan típicas, reformas de proyecto u obras complementarias, que dilaten y encarezcan estas cifras dadas a conocer por el Ministerio.

Monzón en el 2008 estará en una situación en la que tenía que haber estado en el pasado siglo XX, es decir, con una variante que evitara al usuario de la nacional el tener que atravesar la ciudad. En el año 1986 el Plan General de Ordenación Urbana establecía una variante por la parte sur. Pasaron los años y el Ministerio de Fomento apostó porque el trazado sirviera como carril de la futura autovía, pudiéndose desdoblar, y cambio el trazado del sur al norte. Pasaron los años y el Ministerio decidió que ya que había que hacerla que fuera el inicio de la autovía Huesca-Lleida ( A-22), es decir, que tuviera cuatro carriles. Pasaron los años y en el 2008 podremos utilizarla, esperando que tenga su continuación de forma rápida y que no se convierta en un bonito scalextric a la entrada de la capital ribereña.

Comentarios