Una empresa altoaragonesa continuará la producción de motores en las instalaciones del Grupo SEB en Barbastro

2002121010 Factoría Moulinex.jpg

El representante de esta empresa ha llegado al acuerdo con la dirección industrial del grupo SEB en Francia para continuar con la fabricación de motores en la planta barbastrense. El empresario, que ha contactado con ex trabajadores de SEB en Barbastro, tiene la intención de reiniciar la actividad en el menor tiempo posible.

La puesta en marcha de esta sección puede suponer la creación de veinte puestos de trabajo que se añadirían a los setenta que anunciaba el presidente del Gobierno de Aragón, Marcelino Iglesias durante el transcurso de la inauguración de la XLIII edición de FERMA, con la instalación en Barbastro de la empresa ?Poliamidas del Alto Aragón, S.A.?. La implantación de estas empresas paliará en parte los efectos de deslocalización empresarial de los últimos meses con el cierre de la factoría del Grupo SEB en Barbastro.

Estas iniciativas supondrán la puesta en marcha de la recuperación industrial y de empleo de Barbastro y su comarca, que en breve se complementará con la apertura de la Oficina de Promoción Empresarial en la que colaboran el Gobierno de Aragón y el Ayuntamiento de la ciudad, según manifestaba Iglesias.

La intención de la empresa ?Poliamidas del Alto Aragón S.A.?, es que el acceso a estos puestos de trabajo sea prioritario de los residentes en Barbastro y su comarca, de forma que, tal y como prometió el ejecutivo autonómico aragonés, se paliarán parte de los problemas de deslocalización producidos en la zona. Además, el Gobierno de Aragón participará en el capital de la empresa a través de Savia Capital Inversión, con 600 mil euros, tal y como señalaba el consejero de Economía, Eduardo Bandrés.

La empresa, de capital español, se dedicará a la fabricación de poliamida por el sistema de colada enriquecida con reactivos. Las barras de poliamida resultantes del proceso de fabricación se comercializan a empresas para que las mecanicen para su uso posterior en componentes mecánicos, en sustitución de las más tradicionales de tipo metálico. Este sistema de fabricación es pionero en España, ya que no existe ninguna otra empresa nacional que lo desarrolle, por lo que el mercado se nutre a través de la importación de países como Alemania o Inglaterra.

La tecnología que se empleará en el proceso de fabricación así como la ubicación de la fabrica, permitirá obtener un producto de alta calidad a la par que muy competitivo. Los sectores que más utilizan esta materia prima son el aeronáutico, de maquinaria de elevación y del automóvil.

Comentarios