Mundo raro

Cristina Pérez

Partimos de esa cita que reza ?la realidad siempre supera la ficción? y apoyados sobre esta premisa podemos arrancar cualquier comentario sobre las cosas ?raras? que tiene este mundo. Para algunos, dentro de los aspectos más estrambóticos de una programación cultural puede situarse el festival ?Periferias? de Huesca que, además, esta quinta edición arrancará bajo el paraguas de ?mundo raro?.

Pero ¿qué es un mundo raro?. A ver. Un mundo raro es, sin duda, este que habitamos . Un mundo que habitamos gentes que , a base de ver cosas raras, estamos perdiendo la capacidad de quedarnos con la boca abierta. Un mundo que se dedica a levantar escuelas en el mismo lugar donde antes había plantado tanques de guerra o que se empeña en imponer la paz bajo la vigilancia de metralletas o, un mundo, que anda al borde de la anorexia mientras se asoma a la ventana viendo a millones de niños muriendo de hambre, un mundo que con lo que gasta en armas erradicaría esta misma hambruna......¿les parece algo normal?...

Conclusión ?periferias? con esta nueva edición va, incluso, a resultar poco rara. Arte, música, danza, teatro, poesía, danza....todo con el apellido de ?mundo raro?, si esto es diferente, de verdad, bienvenidas sean las rarezas de esta gente rara de periferias que se empeñan en subrayar que su mundo es raro. Bienvenidas.

Fíjense que, entre otros, estará el poeta Leopoldo María Panero, un hombre que refleja el caos, la muerte, la droga, la soledad, el sexo....nada raro, real como la vida misma.

No juzgue antes de conocer Periferias. Acérquese. Mundo raros como el que arranca el 21 de octubre merecen la pena vivirse. Aunque sea para evadirnos de este mundo ?normal?.

Comentarios