El Gobierno deroga el trasvase del Ebro y aprueba un plan alternativo

Después de ocho años de estudios y promesas, el trasvase del Ebro, pasa a la historia sin haber llegado a trasvasar ni una sola gota de agua. El consejo de ministros ha aprobado el decreto-ley que deroga este trasvase y, a cambio, pone en marcha 120 actuaciones urgentes con una inversión que alcanza los 3.806 millones de euros. Todos los partidos políticos aragoneses, salvo el PP, han calificado la derogación del trasvase con expresiones como ?día de júbilo y fiesta? o ?día muy importante para Aragón?; pero todos han incidido además en que ahora hay que poner la vista en el trabajo pendiente de las obras de regulación aragonesas. En la zona del Levante se han producido hoy numerosas protestas.

Según el Ministerio de Medio Ambiente, estas medidas suministrarán más agua al Levante español que el trasvase (1.063 Hectómetros cúbicos), se aplicarán en menos tiempo (cuatro años) y costarán 400 millones de euros menos.

Como gran novedad, la alternativa socialista al trasvase del Ebro incluye la construcción de 16 nuevas plantas desaladoras, la ampliación de otras cinco.

Medio Ambiente ha intentado alcanzar un acuerdo con todos los sectores afectados, pero los presidentes de Murcia y Valencia siguen defendiendo el trasvase y han anunciado que recurrirán al Tribunal Constitucional.

Iglesias ofrece a Narbona el respaldo de Aragón Marcelino Iglesias, presidente de Aragón ha ofrecido su respaldo a los cambios emprendidos por la ministra, con quien mantenía este jueves una comida. Ante las críticas de inconstitucionalidad o ?precipitación?, desde Aragón se observan las modificaciones que introducía el decreto ?totalmente legítimas?. Así lo ha entendido Iglesias, quien ha expresado que la nueva política tiene el respaldo de los miles de españoles que votaron contra el trasvase. El presidente se ha detenido a exponer ejemplos que conducen a la efectividad de la desalación (Baleares o Canarias) y ha afirmado que la derogación cuenta con la complicidad ?de la Unión Europea y la comunidad científica?. Asimismo, ha recordado la promesa incumplida del ex ministro Matas, quien le aseguró que el trasvase no se iniciaría sin estar resuelto el Pacto del Agua. ?No es fácil explicar a un regante de Monegros que no puede usar un agua que se va a utilizar a 700 kilómetros?. El presidente aragonés, ha puntualizado que, desde Aragón se quiere ?otra manera de resolver el problema del agua?. Para Iglesias, el verdadero error del anterior gobierno fue creer que sólo existía una solución para el problema del agua: o trasvase o nada?. Por último, Iglesias ha realizado un auténtico alegato a favor del uso racional del agua y de la apuesta decidida por el ahorro de todas las administraciones. Según Iglesias, se sigue perdiendo el 30% del agua que se consume entre canalizaciones. ?Si fuésemos capaces de optimizar los recursos recuperaríamos del orden de 3.500 hectómetros cúbicos?.

Comentarios