8.200 kilos de cerezas vendidos en Bolea

2004062121 feria cereza.JPG

La localidad de Bolea celebraba este domingo la V edición de la Feria de la Cereza. Una feria que se ha visto retrasada una semana, debido a los daños que las heladas causaron en los cerezos este pasado invierno, pero que contó, una vez más, con un gran éxito.

La organización de este evento ha llevado al ayuntamiento de la Sotonera, la Asociación de Amas de Casa A Cerecera y los miembros de COCEBO, la Cooperativa de Cerezas de Bolea, a trabajar muy duro en los últimos días. Se prepararon un total de 2.000 bolsitas de cerezas, que se regalaban a los asistentes, y que se terminaron al poco de iniciarse la feria. Este año hubo preocupación, porque la producción ha disminuido a un tercio de anteriores ocasiones.

Además, y a lo largo de todo el día, numerosos puestos ubicados en la Plaza Mayor, se dedicaron a la venta de esta deliciosa fruta, acompañados por otros veinte puestos de artesanía, en los que se podía encontrar cerámica, madera, productos agroalimentarios o cuero.

La satisfacción, a la vista de la respuesta de todos los visitantes, era mayúscula entre los organizadores de la feria.

La organización asegura que, en el transcurso de esta feria, se vendieron unos 8.200 kilos de cereza, con lo que se batía el récord del año anterior. La jornada, concluyó por la tarde, con demostración de bolillos y del proceso de la lana, además de un concierto de órgano en la Colegiata de Bolea. Además, este año, se inauguraba un nuevo aparcamiento, para dar cabida a los miles de cohes que llegaron a la zona, con lo que se evitaba el peligro de aparcar en la carretera o las molestias de que el casco urbano se llenase de coches.

Comentarios