El 8 de julio inauguración de la fábrica de chocolates de Hostal de Ipies

La familia argentina que ha promovido el proyecto de una fábrica de chocolates y licores artesanos en el núcleo serrablés del Hostal de Ipies, mediante el programa europeo PRODER, que promueve ADECUARA, Asociación en Defensa de la Cuna del Antiguo Reino de Aragón, va a inaugurar la misma en la tarde del día 8 de julio, para al siguiente día abrir sus dependencias al público. Esta actividad artesanal la realizaban ya en su país, en la población de Bariloche, donde a pesar de las dificultades continúa la labor uno de los hijos. En una segunda fase se pondrá al mercado los licores y mermeladas siempre adaptados a los gustos de los españoles. Esta fabricación artesanal, pretende desde sus promotores que ? sirvan de embajador del serrablo y Sabiñánigo, denominándose de manera genérica ?Chocolates y Licores de la Abuela, un producto del Pirineo?, a lo que se unirá nombres específicos algunos de los productos?.

En las últimas semanas han pasado las correspondientes inspecciones administrativas de sanidad para comenzar su trabajo en el mes de julio. Ahora se esta en preparación la lista de invitados a las diversas autoridades y representantes sociales de la comarca del Alto Gállego para que conozcan de cerca esta iniciativa.

Fue en el pasado mes de abril cuando el Ayuntamiento de Sabiñánigo llevaba a cabo la firmaba el contrato con esta familia de inmigrantes argentinos para el arrendamiento de un edificio de dos plantas situado al pie de la carretera N-330 en el pueblo del Hostal de Ipiés denominado "antigua casa del médico", para su destino a vivienda e implantación de la actividad de fabricación y venta de licores, dulces y chocolates.

Esta nueva a actividad es una realidad en colaboración con la Comarca Alto Gállego, que está llevando a cabo políticas de fomento e impulso demográfico que eviten la despoblación de los pequeños pueblos. El contrato tiene una duración inicial de cinco años corriendo a cargo de los arrendatarios la habilitación del inmueble para el ejercicio de la actividad señalada destinando una parte del mismo a su vivienda habitual.

Comentarios