Proyecto Hombre triplica en Huesca el número de casos atendidos

2004093030 proyecto hombre.JPG

El Centro de Solidaridad Proyecto Hombre de Huesca ha presentado los datos recogidos en su Memoria de trabajo correspondiente al pasado año 2003. Las cifras que se han dado a conocer revelan que en Huesca la problemática de la drogadicción sigue aumentando, cada vez se dan más casos de personas que entran en contacto con este mundo, hasta el punto de que desde el año 2001, se ha triplicado el número de atenciones realizadas por Proyecto Hombre en Huesca.

Las cifras hablan por sí solas. En el año 2001, Proyecto Hombre atendió a 58 personas. Un año después, en 2002, ofreció ayuda a 112, es decir, el doble que el año anterior, y ya en 2003 esta cifra volvió a aumentar hasta los 177 casos atendidos, lo que supone el triple que hace tan sólo dos años.

Estos datos pueden tener varias lecturas, pero desde Proyecto Hombre se hace una valoración positiva del centro porque aseguran que significa no que el incremento de casos haya sido espectacular, que lo ha sido, sino que además se conoce cada vez más el centro y las familias oscenses han perdido el miedo a pedir ayuda ante estos casos.

La edad de iniciación en las drogas en Huesca está disminuyendo cada vez más. Ahora se sitúa cerca de los 13 años, por lo que desde Proyecto Hombre se ha creado un aula específica de prevención de la drogadicción destinado a este tipo de chavales que tienen sus primeros contactos con la droga en los centros escolares y en sus salidas de fin de semana. Desde Proyecto Hombre se asegura que lo más importante es la información y la provincia.

En datos cualitativos hay que destacar que la mayoría de las personas que acuden al centro para pedir ayuda son hombres, un 79% frente al 21% que son mujeres, con un rango de edad desde los 21 años hasta los 51, con una media de edad de 34 años. Aunque los más jóvenes del centro son los chavales desde 13 ó 14 años que sin sufrir una drogadicción, acuden a los programas de prevención organizados por Proyecto Hombre.

Comentarios