El Justicia reclama en las Cortes la modificación de su ley y actuaciones en varios asuntos de la comunidad

Las Cortes de Aragón acogían este jueves un pleno extraordinario en el que el Justicia de Aragón ha presentado el informe sobre la actividad de su institución en los años 2003 y 2002, año del que no se informó por la convocatoria de elecciones. Fernando García Vicente ha anunciado la inmediata presentación de un borrador de reforma de la ley que regula sus funciones.

El Justicia comenzaba su intervención destacando que en el año 2003 disminuyeron las quejas que tramitó y aumentaron las recomendaciones y sugerencias. García Vicente ha señalado que tras 18 años de vigencia de la Ley Reguladora del Justicia, la experiencia acumulada ha hecho surgir una propuesta de reforma que presentará a los grupos parlamentarios en los próximos días. Propuesta en la que el justicia incluye el reconocimiento expreso de sus competencias en relación con la Administración local y para controlar a las empresas privadas concesionarias de servicios públicos; así como adoptar medidas que estimulen la respuesta a las sugerencias de la institución.

Fernando García Vicente ha detallado los asuntos más importantes tramitados en el año pasado, agrupándolos por temas, y recordando a los parlamentarios las medidas que sugirió y siguen pendientes en cada uno de ellos, como la adopción de un Plan Integral para la Inmigración o un mayor control; o presentando nuevas propuestas, como el nombramiento de un grupo de expertos que potencie la enseñanza de idiomas con iniciativas como emitir en la televisión autonómica películas sin doblar.

El Justicia ha destacado que por el número de quejas presentadas, una de las materias más problemáticas es la educación, y en particular sobre la admisión de alumnos, por lo que ha anunciado la presentación de un informe especial Educación, que contribuya a solucionar algunos de los problemas técnicos que hoy se plantean.

El informe anual ha incluido una referencia especial a la vivienda, sobre la que el Justicia ha señalado como una de las principales causas ?la necesidad de los Ayuntamientos de obtener recursos mediante la venta de su suelo?, por lo que ha defendido, como primer paso, modificar su financiación, así como mejorar la transparencia de los procedimientos.

También sobre la situación material de la justicia se ha extendido, señalando que es ?francamente deficiente? desde hace quince años, con datos como que de 59 magistrados y fiscales, sólo seis disponen de despacho individual, por lo que ?a medio plazo? ha defendido construir una Ciudad de la Justicia, así como tener un vocal en el Consejo General del Poder Judicial ?con vinculación real a Aragón?.

Otras propuestas defendidas por Fernando García Vicente han sido establecer legalmente un código de buena conducta administrativa, simplificar los trámites de la concentración parcelaria o reducir el número de interinos en la Administración.

Por último, García Vicente ha aprovechado la ocasión para señalar su postura sobre la posible reforma del Estatuto de Aragón, y ha defendido como criterio ?que no debemos aspirar a ser más que los demás; pero tampoco podemos conformarnos con ser menos?; además, ha sugerido aprovechar la ocasión para recoger las competencias del Tribunal Superior en casación foral.

En el turno de réplica, todos los grupos han mostrado su apoyo y felicitación al trabajo del Justicia, además de sugerir otras cuestiones de trabajo para la institución, y sobre las que el titular ha señalado que ya se consideran.

Comentarios