DPH: Acusaciones de anti-demócratas entre Gobierno y oposición

2004100707 dph conspiracion.JPG

El pleno de la Diputación Provincial de Huesca finalizaba con un alto grado de tensión en el ambiente por las acusaciones realizadas por el Partido Popular contra el equipo de gobierno, calificándolo de anti-demócrata. La respuesta de socialistas, Partido Aragonés y Chunta Aragonesista describía la actitud de la oposición como pataleta. Todo porque el PP había presentado tres mociones al pleno, no aceptando el grado en que el gobierno quería enmendarlas. Los populares decidían retirar las propuestas.

Antonio Romero, portavoz del Partido Popular, afirma que el equipo de gobierno hurta la la posibilidad de debate. La pretensión de esta formación política era debatir sobre sus tres propuestas (en torno a la urgencia de la autovía Pamplona-Huesca-Lérida, la mejora de servicios en la Alta Velocidad y auditar el transporte sanitario en el Alto Aragón) y votar, aun a sabiendas que no iban a prosperar. Romero no admite que se introduzcan modificaciones sustanciales, que podrían cambiar la filosofía de las mociones.

El presidente de la Diputación Provincial, el socialista Antonio Cosculluela, no entiende la actitud del PP, porque considera importante que se hubiera hablado, por poner un ejemplo, de la autovía Pamplona-Huesca-Lérida. Afirma que ese debate hubiera permitido poner sobre la mesa la situación administrativa en que dejó el Gobierno de José María Aznar este proyecto, principal reivindicación de la provincia de Huesca.

Gonzalo Lapetra, portavoz del Partido Aragonés, ha reconocido sentirse estupefacto ante la postura del Partido Popular; mientras, el portavoz de Chunta Aragonesista, Javier Mur, afirma que lo vivido en el pleno responde a una pataleta del PP.

El pleno ha servido, por otra parte, para aprobar las obras incluidas en el Plan de Desarrollo Rural FEOGA 2005, cifradas en 3,5 millones de euros. Además, hay una previsión para 2006 de 900.000 euros.

Comentarios