El pueblo gitano, una raza creyente estrechamente vinculada a sus raíces desde el siglo XV

2004100909 II Encuentro Diocesano-Pueblo Gitano.jpg

Bajo el lema ?Conocer para evangelizar? este sábado se ha celebrado en Barbastro el II Encuentro Diocesano de Pastoral con el pueblo gitano. Jornada en la que ha participado el Vicario General de Jaca y experto en pastoral gitana, Fernando Jordán, que ha destacado entre otros asuntos la importancia de hacer llegar el mensaje del Evangelio a todos los sectores y grupos sociales, entre ellos el pueblo gitano, que se ha caracterizado a lo largo de los siglos por ser una raza creyente y que en los últimos tiempos se ha desvinculado de sus raíces y de sus creencias.

Durante toda la mañana del sábado sacerdotes, religiosos y religiosas, catequistas, voluntarios de Cáritas y profesores de Religión han estudiado la implicación del pueblo gitano en las diferentes tareas pastorales. Iniciativa que, según explica Fernando Jordán, surgió a raíz de la preocupación que manifestó la diócesis Barbastro-Monzón ?por no dejar ningún grupo social fuera del mensaje del evangelio, en ese proceso de interculturalidad en el que nos encontramos?.

Una preocupación que nació hace 25 años cuando se empezó a hablar de la acción social del pueblo gitano, en la que se consideraba que había quedado desmantelada la cuestión espiritual. Una cuestión que ?siempre ha caracterizado a los gitanos?, y de ahí que en los últimos años se vengan celebrando encuentros similares en toda España y, en particular, en la provincia de Huesca.

La influencia de la Iglesia Evangélica de Filadelfia en el mundo gitano ha sido precisamente uno de los temas que se han abordado en este encuentro, por el peso que está teniendo sobre todo en la diócesis Barbastro-Monzón. Así mismo, se ha estudiado la aportación de la Iglesia Católica al crecimiento de la comunidad del pueblo gitano. En la actualidad, explica Jordán, la influencia de la religión católica ha sido positiva, en tanto en cuanto es cada vez mayor el número de jóvenes que han ingresado en seminarios. Algo que, sin embargo, no está ocurriendo en la misma medida en Aragón.

En la diócesis Barbastro-Monzón la influencia del beato Ceferino Jiménez Malla, ?El Pelé? ha sido notable. El primer gitano beato al que recientemente Roma, junto a Nuestra Señora de la Virgen de Loreto, ha dedicado una iglesia al aire libre. En cifras, comenta Jordán, de los cerca de 700.000 gitanos que viven en España, se confiesan miembros de la Iglesia Católica unos 80.000. En Aragón, se concentran principalmente en Barbastro y Monzón.

Un encuentro que ya alcanza su segunda edición y que Jordán considera ?es muy positivo, ya que se pone mucha ilusión en ello, interesados porque el mensaje evangélico llegue a todas las culturas?.

Comentarios