Tráfico pone en marcha en Huesca la campaña “No salgas sin él”

2004101515 cinturon.JPG

De las 43 personas fallecidas en lo que llevamos de año en las carreteras altoaragonesas, 18 no hacían uso del cinturón de seguridad en el momento del accidente lo que supone un 42 por ciento. El otro 58 por ciento de los fallecidos, 25 personas, lo llevaban. Son datos estadísticos que se han recogido de los 36 accidentes mortales que se han producido en la provincia hasta el pasado día 30 de septiembre.

El objetivo de la campaña que pone en marcha la DGT durante esta segunda quincena del mes de octubre es incrementar el uso del cinturón de seguridad en ciudad y por los pasajeros, sobre todo de asientos traseros.

La campaña tiene como slogan ?No salgas sin él? y se realizará con control intensivo del cumplimiento de la obligación de uso del cinturón de seguridad y de los elementos de retención infantil. El control en Aragón se realizará sobre unos 15.000 vehículos. Según el Subdelegado del Gobierno, Ramón Zapatero, no se trata de una medida sancionadora y sí concienciadora.

Según los datos facilitados por la Dirección Provincial de Tráfico, durante los controles realizados en las zonas urbanas de la provincia de Huesca en la segunda quincena del mes de febrero de este año, el 20 por ciento de los conductores viajaban con el cinturón, frente al 80% que no hacía uso de esta medida de seguridad pasiva. En las zonas interurbanas en carreteras el 97% del total de los conductores controlados portaban el cinturón y el 3 por ciento no lo llevaban.

El año pasado la Guardia Civil realizó en Aragón un total de 5.648 denuncias de las cuales 2.011 se registraron en la provincia de Huesca. En Zaragoza 2.995 y en Teruel 642 denuncias. Según los estudios realizados, el uso generalizado del cinturón de seguridad salvaría 1.000 vidas cada año y reduce a la mitad la posibilidad de muerte en caso de accidente.

Para colaborar en esta campaña se ha invitado a los responsables de Tráfico de la Guardia Civil y Seguridad Vial y Jefes de Policía Local de Huesca, Sabiñánigo, Monzón, Binéfar, Jaca, Barbastro y Fraga a una reunión informativa que tenía lugar en la sede de la Subdelegación del Gobierno este viernes.

El artículo 117 del Reglamento General de Circulación fija que el uso de cinturones de seguridad u otros sistemas de retención homologados correctamente abrochados es obligatorio para el conductor y los pasajeros, tanto en vías urbanas como interurbanas. El incumplimiento de esta norma está tipificado como infracción leve, sancionado con multa de hasta 91 euros.

Se pretende que los agentes de la Agrupación de Tráfico de la Guardia Civil, de servicio en las carreteras, controlen al menos 200.000 automóviles en toda España, de ellos aproximadamente 15.000 en las carreteras aragonesas, para determinar el grado de utilización de estos dispositivos de seguridad entre sus ocupantes y denuncien las infracciones detectadas. El número de controles y el ámbito de actuación se ampliarán a las vías urbanas en la medida en que colaboren las policías dependientes del resto de instituciones.

Respecto a los sistemas de retención infantil con esta campaña se pretende informar a los ciudadanos del reciente cambio normativo que, desde el pasado 24 de julio, obliga a que todos los menores de 12 años utilicen el sistema adecuado para su edad y estatura. Nueve de cada diez lesiones infantiles graves o mortales podrían evitarse si se utilizase siempre este tipo de dispositivo.

Comentarios