Los afectados por el embalse de Biscarrués denuncian la inseguridad de sus laderas

2004110202 biscarrues.JPG

Desde la coordinadora ?Biscarrués-Mallos de Riglos? denuncian la falta de seguridad en estas laderas, cuyo desprendimiento podría suponer un gran peligro para las poblaciones de la zona. Tampoco aceptan los sondeos que por segundo año consecutivo se están realizando para ver la profundidad de esa masa deslizante y causante de los desprendimientos.

El mayor problema es la inestabilidad de las laderas en las que se pretende construir el Embalse de Biscarrués y que amenaza la seguridad de la presa. Por segundo año consecutivo se están realizando sondeos geológicos para observar la viabilidad geotécnica de la zona.

Según Javier Martínez, catedrático en hidrogeología, el derrumbamiento es debido a la poca estabilidad que tienen las laderas desde la construcción de la carretera y que además con el embalse el problema se agravaría. Hay que recordar que el dos de mayo de este año se producía un derrumbamiento que inutilizaba la carretera. El mismo Martínez aseguraba que un derrumbamiento de la ladera con el embalse lleno, podría provocar que la cola del embalse se quedara cortada en la zona más estrecha y crear así una presa.

En la coordinadora ?Biscarrués-Mallos de Riglos? aseguran ?que es una temeridad poner en riesgo la vida de las personas?, ya que si la presa se desbordarse afectaría a las poblaciones de los alrededores; abogan sobre todo por imponer criterios técnicos.

Tampoco están de acuerdo con los nuevos sondeos que se están realizando este año, unas actuaciones que recorren la ladera de Peña Ruaba, llegando hasta la misma base de la montaña, conocida popularmente como los Mallos de Murillo.

Unas obras que se realizan en una zona de gran valor ambiental, ya que se trata de una ZEPA (Zona de Especial Protección para Aves), un área crítica para el quebrantahuesos y que afecta también a otros dos especies de ave como son el alimoche común y el buitre leonado.

El Reino de los Mallos, es una zona de gran valor turístico,por lo que la construcción del embalse afectaría también a las actividades que se desarrollan en las aguas bravas del río Gállego, su principal motor económico, de allí que los empresarios agrupados en APIAC han mostrado su rechazo al proyecto de pantano que acabaría con esa economía.

Comentarios