La iglesia de Santo Domingo y San Martín vuelve a exponer los lienzos robados y recuperados este verano

2004110808 lienzos.jpg

El retablo de San Martín ya cuenta en su ubicación original, con los dos lienzos que, el pasado mes de julio, fueron robados, y que se recuperaron a final de agosto en la Seo de Urgell. Tras traerlos de vuelta a Huesca, se han sido restaurado los pocos daños que sufrieron y, coincidendo con la festividad de San Martín, los lienzos de San José y el Niño, y San Pedro de Verona, se encuentran en su sitio.

Fue el delegado de Patrimonio de la Diócesis oscense, José Mª Nasarre, el encargado de ir a buscar los lienzos recuperados a la Seo de Urgell, donde los custodiaba el archivero diocesano. Los dos lienzos se encontraban bien conservados y no sufrieron grandes daños, excepto en los laterales, en el momento de arrancarlos. La parroquia de Santo Domingo, propietaria y titular de los dos cuadros, encargó su restauración, que ya ha finalizado.

La restauración ha sido rápida, y ha permitido que las dos telas, con unas medidas de 30 x 70 centímetros, aproximadamente, hayan vuelto a ser instaladas en el conocido como antiguo retablo de San Martín, coincidiendo con las fiestas que se llevan a cabo en el barrio. De hecho, la festividad de San Martín se celebrará este jueves, y el contar con las telas restauradas y en su lugar, les llena de satisfacción.

Los lienzos recuperados, con unas medidas de unos 70x30 centímetros, representan las figuras de San Pedro de Verona y San José y el Niño. Según los estudios realizados por la especialista en arte del siglo XVII, Mª José Pallarés, ambas pinturas se pueden datar entre los años 1650 y 1655. Al parecer, los responsables de la antigua iglesia de San Martín encargaron la predela del retablo a un pintor zaragozano, cuya identidad se desconoce.

A finales del mes de agosto, un anticuario adquirió una partida de obras de arte. Pero su procedencia dudosa le hizo sospechar y lo denunció a los Mossos d?Esquadra de Lérida, quienes tras las oportunas investigaciones acabaron deteniendo a un hombre de 34 años, a quien se acusaba de otros robos de obras de arte en otras dos localidades de la provincia de Lérida.

Comentarios