Expertos analizan una nueva técnica en el estudio de acuíferos

Expertos en hidrogeología y geofísica se van a dar cita este miércoles en la Confederación Hidrográfica del Ebro para analizar una nueva técnica en el estudio de acuíferos en la Cuenca del Ebro. Previamente se firmará un convenio de colaboración para participar en el estudio de acuíferos durante los próximos tres años.

La Confederación Hidrográfica del Ebro (CHE) ha organizado una jornada-taller para expertos en hidrogeología y geofísica en la que se presentarán los primeros resultados en la aplicación de una novedosa técnica para el estudio de los acuíferos en la Cuenca del Ebro.

Especialistas procedentes del mundo universitario, comunidades autónomas y empresas privadas analizarán los resultados de los sondeos de resonancia magnética. Esta tecnología geofísica sirve para investigar las características de los acuíferos y estimar su potencialidad.

La tecnología asociada a los sondeos de resonancia magnética llegó a España hace pocos años y se considera muy prometedora, aunque de gran complejidad técnica. La Confederación Hidrográfica del Ebro, de la mano del Instituto Geológico y Minero de España, empezó a trabajar en colaboración con el laboratorio francés Iris Instruments.

Para analizar una futura aplicación en toda la Cuenca, los ensayos se han realizado en las zonas donde más se conocen las características de los acuíferos: Alto Jiloca, aluvial de Glera, aluvial del Ebro, aluvial del Gállego y Campo de Cariñena.

CONVENIO DE COLABORACIÓN

Previamente al inicio de la jornada, el presidente de la Confederación Hidrográfica del Ebro, José Luis Alonso, y el director general del Instituto Geológico y Minero de España, José Pedro Calvo, firmarán un convenio para la ?Mejora del conocimiento del funcionamiento de los acuíferos de la Cuenca del Ebro?.

En este año, la CHE ha iniciado la ampliación de la red piezométrica para el control de acuíferos en la Cuenca del Ebro. Esta actuación fue presentada en el mes de abril y cuenta con un presupuesto de más de 3 millones de euros del Ministerio de Medio Ambiente para mejorar la red con 100 nuevos puntos de sondeo en tres años y para la aplicación de nuevas técnicas para conocer la capacidad de los acuíferos y estudiar la calidad del agua subterránea.

La firma se enmarca en un convenio marco que data de 1992, establecido para financiar estudios relacionados con el conocimiento de aguas subterráneas y permitirá a la Confederación contar con el aval científico del IGME ante los resultados de estas actuaciones.

Comentarios