“Dalí: el cine”, primera ponencia del nuevo Centro Cultural Ibercaja Huesca

2004120101 dali ponencia.JPG

Ha sido la primera conferencia que se desarrollaba en el recién inaugurado Centro Cultural Ibercaja Huesca, que casi estrenaba su salón de actos con la ponencia ?Dalí: el cine?. Agustín Sánchez Vidal, director del Departamento de Historia del Cine de la Universidad de Zaragoza, fue el encargado de mostrar en la capital oscense la enorme influencia que este artista gerundense ejerció sobre el mundo del cine.

Esta ponencia, la primera que se celebra en el nuevo Centro Cultural Ibercaja, se programaba con motivo del centenario del nacimiento de Salvador Dalí. La sesión, a cargo del profesor Sánchez Vidal, del Departamento de Historia del Cine de la Universidad de Zaragoza, sirvió para poner de manifiesto la influencia que el artista de Figueras realizó sobre grandes directores del séptimo arte. Tal es su importancia, que los expertos aseguran que a él se debe la existencia del cine surrealista.

Bajo el título ?Dalí: el cine?, Agustín Sánchez Vidal abordó la figura de Salvador Dalí, haciendo especial énfasis en sus actividades relacionadas con el séptimo arte y sus colaboraciones con el director de cine Luis Buñuel.

Salvador Dalí nació en Figueres (Girona), el 11 de mayo de 1904. En 1921 ingresó en la Escuela de Bellas Artes de San Fernando (Madrid), de donde fue expulsado en 1926. Durante esos años vivió en la Residencia de Estudiantes de Madrid, donde se relacionó con los aragoneses Luis Buñuel y José Bello, con Federico García Lorca, Rafael Alberti, José Moreno Villa y otros artistas.

El polifacético Dalí colaboró con Buñuel en dos películas surrealistas ?El perro andaluz? (1928) y ?La edad de oro? (1930) y para su gran amigo Federico García Lorca, diseño escenografías y maniquíes en sus primeras piezas dramáticas. En 1929 se instala en París. En la capital francesa conoce a Pablo Picasso y contacta con el grupo surrealista. Dalí se va transformando en artista teórico renovador del surrealismo al que aporta su método paranoico-crítico, superación del automatismo. Pronto se aleja del grupo surrealista y actúa al margen de sus consignas.

Su esposa Gala, la rusa Elena Diarahov, se convierte progresivamente en musa, diosa y ángel tutelar de su vida. Dalí se trasladó a Estados Unidos en 1940, donde permaneció hasta 1948, fecha en que regresa a España. A partir de entonces se dedica a pintar obras alejadas de la modernidad, de intenso misticismo religioso. Antes de caer enfermo en 1980 vivió ocupado en la investigación de la pintura hiperestereoscópica y en cuatro dimensiones, de la que se consideraba pionero. Muere en Figueras en 1989.

Comentarios