Cruz Roja necesita voluntarios para atender a las personas mayores

2004122020 cruz roja voluntario.jpg

Cruz Roja Española desarrolla diversas líneas de trabajo con las personas mayores, entre ellas se encuentra una fuerte apuesta por los servicios que permiten la permanencia de la persona mayor en su entorno habitual, aunque lo que más necesitan es sobre todo compañía. Para desarrollar esta labor es imprescindible la colaboración de los voluntarios.

Algunos de los servicios que podemos encontrar en Cruz Roja en relación a su labor con las personas mayores son: Teleasistencia domiciliaria, traslado de alimentos elaborados a domicilio, cuidados de enfermería, compañía, cuidado personal, atención doméstica, gestiones, visitas hospitalarias... todo ello complementado por una red de apoyo formada por centros de día y servicios de transporte adaptado. Otras líneas alternativas son residencias, viviendas tuteladas, familias de acogida, alojamientos compartidos, etc., diferentes programas que suponen una alternativa al aislamiento que sufren en muchas ocasiones las personas mayores.

El perfil de estas personas habla de un colectivo altamente vulnerable, personas de más de 80 años, con bajo poder adquisitivo, bajo nivel sociocultural, con un nivel medio-alto de dependencia de otros para sus actividades cotidianas e incluso en situación de carencia de apoyo y aislamiento emocional.

El mantenimiento a domicilio incluye ayuda a domicilio básica, ayuda a domicilio complementaria y teleasistencia domiciliaria.

La ayuda a Domicilio Básica: está destinada a atender las necesidades básicas de las personas mayores, y las que plantea su entorno doméstico, a través de la prestación de cuidados personales, atención doméstica, envío de menús elaborados a domicilio, etc.

La Ayuda a Domicilio Complementaria pretende aliviar el aislamiento que sufren muchas personas mayores. Las actuaciones de los voluntarios y voluntarias incluyen la realización de gestiones, compras, pequeñas reparaciones domésticas, cuando los usuarios no puedan realizarlas por sí mismos, así como la compañía en el domicilio, el fomento de aficiones personales, los acompañamientos en salidas y la realización de actividades de ocio.

La Teleasistencia Domiciliaria proporciona a las personas mayores la posibilidad de poder contactar de forma inmediata, a través de un equipamiento telefónico e informático, con una central de asistencia que funciona las 24 horas del día, y donde personal de Cruz Roja moviliza recursos para dar solución a situaciones de emergencia como crisis de angustia o soledad, caídas, accidentes domésticos, etc. Los usuarios de este proyecto son apoyados por voluntarios y el servicio se complementa con agendas personalizadas y un seguimiento continuado.

Sin embargo, la necesidad básica y prioritaria de las personas mayores es la compañía, alguien que les escuche y que les pregunte cómo están.

Desde Cruz Roja se solicita el apoyo de voluntarios y voluntarias sin los que esta labor sería imposible de realizar.

El teléfono para informarse y apuntarse al voluntariado con personas mayores en Cruz Roja es el 902 222 292

Comentarios