El alcalde de Barbastro apuesta por la recuperación del tejido industrial de la ciudad

A punto de concluir el año 2004, es tiempo de echar la vista atrás a aquellos temas más destacados de la actualidad municipal que han hecho mella en la ciudad de Barbastro donde, a pesar de que el desarrollo de los proyectos planteados ha salido adelante, en materia laboral la ciudad ha vivido uno de sus peores años, con el cierre el pasado mes de julio de la empresa SEB Ibérica, que afectó a un total de 271 trabajadores.

El alcalde de Barbastro, Antonio Cosculluela, considera que en su conjunto la realidad social es buena, si bien este cierre ha supuesto ?un mazazo importante, que ha afectado significativamente a la actividad económica y social de la ciudad y de la comarca del Somontano?.

Recuperar el tejido industrial de la ciudad es uno de los retos que se han propuesto para el año 2005, que está a punto de comenzar, y en ese sentido, explica Cosculluela, ?se está haciendo un gran esfuerzo por captar nuevas empresas, confiando en que a principios del mes de enero se pueda ya anunciar el asentamiento de nuevas actividades?.

Una de las realidades más inmediatas es la instalación de la empresa ?Poliamidas del Alto Aragón, S. A.?, que supondrá la creación de 70 puestos de trabajo y una inversión de cuatro millones de euros. Uno de los pasos que ya se ha dado desde el Gobierno de Aragón es la adquisición de las parcelas en las que se ubicará, dentro de las antiguas instalaciones de SEB Ibérica, y que contará con una superficie de 7.000 metros cuadrados.

Así mismo, comenta Cosculluela, también se está negociando el desarrollo de nuevos proyectos empresariales que podrían ocupar el resto de las instalaciones del Grupo SEB, ubicadas en el polígono industrial ?Valle del Cinca?, de forma que ?poco a poco se pueda ir recuperando el tejido industrial de la ciudad?.

Comentarios