El cierre de la factoría de SEB ha marcado el año 2004 en Barbastro

2004122424 moulinex cierre.JPG

El cese de la actividad, el pasado mes de julio, ha sido uno de los golpes más duros que ha recibido Barbastro y la comarca del Somontano en los últimos años. Una sombra que ha planeado sobre la ciudad durante este año 2004, que está a punto de concluir, pero que no ha impedido el desarrollo de numerosos proyectos de envergadura que supondrán un impulso para la ciudad, como ha sido el inicio de las obras de ampliación del Hospital, el Centro Comarcal de Congresos y Exposiciones o la adquisición, por parte de la DGA, de los terrenos del cuartel General Ricardos.

Pero, sin duda, uno de los temas prioritarios que han centrado la actualidad a lo largo de todo el año, ha sido el cierre de la planta barbastrense, que comenzaba con el anuncio de la multinacional francesa de esta decisión, que afectaba a un total de 271 trabajadores. Un golpe duro para Barbastro y la comarca del Somontano del que se van recuperando poco a poco. En este sentido el Ayuntamiento de Barbastro y el Gobierno de Aragón continúan trabajando con objeto de recuperar el tejido industrial a través de la implantación de nuevas actividades económicas, como es la futura instalación de la empresa ?Poliamidas del Alto Aragón, S.A.?, que creará cerca de setenta puestos de trabajo.

En el apartado de infraestructuras, sin embargo, las actuaciones han sido numerosas. Es el caso de las obras de ampliación y remodelación del Hospital de Barbastro que ya se han iniciado, así como el Centro Comarcal de Congresos y Exposiciones, que está previsto que concluya en 2005 y la terminación de las viviendas sociales. Año en el que se han finalizado las obras de ampliación de la Avenida de la Estación y se ha colocado la primera piedra de la Oficina Delegada de la DGA.

Otras cuestiones de interés para la Ciudad del Vero han sido la adquisición por parte de la DGA, de los terrenos del cuartel General Ricardos por un importe de 3,6 millones de euros a principios del mes de noviembre. Terrenos que irán destinados a la construcción de viviendas de protección oficial, gestionadas por la empresa pública Suelo y Vivienda de Aragón (SVA), la creación de un polígono limpio, y el resto se dedicará a equipamiento y servicios.

Un año de cambios también para la diócesis Barbastro-Monzón que en el mes de mayo despedía al que fuera Obispo de este ministerio durante más de cuatro años, Juan José Omella, nombrado por la Santa Sede obispo de la diócesis Calahorra y La Calzada Logroño. Cargo que recientemente ha asumido el obispo auxiliar de Zaragoza, Alfonso Milián, cuya toma de posesión tenía lugar el pasado domingo, 19 de diciembre, en la catedral de Barbastro. Nombramiento que llega en un momento importante para esta diócesis, con la resolución a su favor, por parte de la Santa Sede, del litigio de los bienes que se encuentran en depósito en la diócesis de Lérida, así como la presentación del proyecto del Museo Diocesano, cuyas obras está previsto que comiencen en 2005.

El sector vitivinícola este año ha tenido una cosecha histórica con más de 24?5 millones de kilos de uva, lo que supondrá la comercialización de un total de 22 millones de botellas. Vendimia que pasará a la historia por ser la más larga, dos meses de duración. Satisfacción que se ha sumado a la celebración este año del 20 aniversario de la Denominación de Origen Somontano y la conmemoración del 40 aniversario de Bodega Cooperativa Somontano de Sobrarbe que, como colofón a su cumpleaños, recibía un accésit de los premios que otorga el Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación a la Mejor Empresa Alimentaria Española 2003.

Comentarios