Un óscar para lo español

Lorenzo Río

Doble triunfo el de la recién finalizada gala de los Óscar de Hollywood. Doble desde el punto de vista español: Alejandro Amenábar confirmaba todos los pronósticos y se alzaba con la estatuilla dorada a la mejor película de habla no inglesa, y el cantante Jorge Drexler los rompía al hacerse con el Óscar a la mejor canción.

Recalco lo de doble triunfo porque realmente lo es. Lo español se consolida incluso en los premios de la academia de cine más restrictiva que existe y, si no, que se lo pregunten al propio Drexler. Se le negaba interpretar su canción en directo, en el escenario del Kodak Theatre, alegando ?motivos de audencia?. Bueno, pues el mismo Drexler, el que no era suficientemente conocido como para merecerse cantar en el Kodak, se ha quitado la espinita y con su uruguayo natal ha conseguido con ?Al otro lado del río? el primer Óscar para una canción en español. Y de nuevo doble triunfo porque también era la primera vez que se nominaba una canción en español. Uno de uno. Ha sido ?nominar y ganar?.

No le quito mérito a Amenábar ?que, desde luego, lo tiene- pero es que lo de ?The sea inside?, como es conocida ?Mar Adentro? en Norteamérica, estaba cantado. Vamos, que los pequeños franceses de ?Los niños del Coro?, la única película que podía hacerle frente, no han podido con la controversia que Amenábar planteaba a la tan políticamente correcta Academia Norteamericana de Cine.

Por todo ello, esta ha sido la gala de más sabor español que se recuerda. Hemos pasado del ?¡Pedro!? de Penélope Cruz a Almodóvar, al ?¡España!? que se le escapaba a Gwyneth Paltrow para proclamar que Alejandro Amenábar acababa de conquistar a la crítica de la meca del cine.

Comentarios