El PP pide rescatar proyectos del Plan de Cuenca del Ebro

El Partido Popular sigue defendiendo las reservas hídricas que recoge el Pacto del Agua de Aragón de 1992: 6.550 hectómetros cúbicos. Por ello, el diputado altoaragonés del PP, Ángel Pintado, ha estudiado que los populares están estudiando elevar como exigencia ante la Comisión del Agua de Aragón, que ?se estudien, en profundidad todas las posibilidades para que se garanticen dichas reservas?.

Tras la anulación de los proyectos de Santaliestra, Jánovas y la parte no recrecida de Yesa; el diputado del PP, Ángel Pintado, ha asegurado que ?la solución pasa por acudir de nuevo al Plan Hidrológico de la Cuenca del Ebro?. Se trata de un documento donde se recogen todas las posibilidades, tanto desde el punto de vista de la regulación como de ampliación de regadíos, soluciones medioambientales, abastecimientos...

Para Pintado, este instrumento de planificación, aprobado en el Consejo del Agua de la Cuenca del Ebro en 1996, es la base desde la que se estructuró el Pacto del Agua. Los técnicos de la CHE, como ha recordado Pintado, ?no han dejado de trabajar y siguen estudiando otras alternativas?. Y la selección de una de ellas como proyecto ?posible?, ha indicado, ?responde únicamente a criterios técnicos y no políticos?; de modo, que cabría cualquier solución que garantizase la ?efectividad? de las reservas que hoy se han reconvertido en derechos ?sin proyecto?.

Una de estas alternativas es la regulación del Alcanadre, en su confluencia con el río Guatizalema. Un proyecto que ya venía recogido en ese catálogo de embalses que la CHE mandó redactar para la elaboración del Pacto del Agua. El proyecto es ?a futuro; a más a más?, como complemento de Biscarrués, como ha señalado Pintado. Y responde únicamente a la ?creciente? necesidad de proyectos viables en Aragón, que puedan garantizar ?de una manera efectiva? las reservas hídricas estipuladas en el Pacto del Agua de Aragón. Eso sí, como ha destacado Pintado de forma vehemente, la regulación del Alcanadre no puede ser una alternativa al embalse de Biscarrués -?vital para la zona?- ya que, como ha fijado, ?la única alternativa a Biscarrués es el propio Biscarrués?.

Preguntado por las posibilidades del río Alcanadre, Pintado ha manifestado que ?es un río que quedó fuera de la Ley de 1915 de Riegos del Alto Aragón y que, por acuerdo en el Consejo del Agua del Ebro, debe destinarse al propio sistema, una vez se hayan atendido las necesidades de los municipios limítrofes?.

Hay que recordar que en la misma línea ya se ha pronunciado la Comunidad de regantes del Alto Aragón. Según su presidente, César Trillo,"no hay alternativas a Biscarrués". Los regantes sostienen que ya han renunciado lo suficiente en este conflicto de intereses, al ceder con las desestimaciones de las últimas obras reivindicadas por Riegos del Altoaragón, como el embalse de Jánovas o el de Susía.

Comentarios