Las máquinas comienzan los trabajos de la Variante de Monzón

Dos máquinas han comenzado a realizar los primeros trabajos de limpieza y allanamiento del terreno de la variante de Monzón, en el término municipal de Castejón del Puente. Unos trabajos para los que se espera la incorporación de más unidades en los próximos días. Los trabajos topográficos y de replanteo de las obras, previos al inicio visible de la variante se han estado ejecutando en las últimas fechas, según informó la Subdelegación del Gobierno de Huesca.

Hace unas semanas surgió la polémica, tras la denuncia realizada por el PP de retraso en la ejecución en las obras, a lo que se respondió desde Fomento que ya se estaba trabajando con topógrafos.

Cabe recordar que las obras de la variante fueron adjudicadas en el mes de septiembre a la Unión Temporal de Empresas formada por Fomento Construcciones y Contratas S.A. y JOCA Ingeniería y Construcciones S.A. El día 13 de diciembre se firmó el acta de replanteo y quedó fijada la fecha de terminación en el día 29 de abril de 2008, con un plazo de ejecución de 40,5 meses. En estos momentos, se ejecuta una inversión de casi dos millones de euros.

Se trata del inicio de la Autovía Huesca ?Lleida (A-22) y la supresión de uno de los puntos negros de la Nacional ?240. La Variante tiene una longitud de 12,06 kilómetros. El tramo comprende tres enlaces para solucionar otras tantas intersecciones en Fonz, Almunia y Monzón Este.

El acceso a Castejón del Puente, de una manera provisional, se realizará con una rotonda a nivel al final del tramo, en tanto, se ejecutan las obras del proyecto de la siguiente actuación correspondiente a la variante de Barbastro. La de Monzón supone: un viaducto de voladizos sucesivos sobre el río Cinca de 295 metros de longitud, un viaducto de vigas artesa sobre el río Sosa de 320 metros de longitud, dos pasos superiores y uno inferior en los enlaces, cinco pasos superiores y siete inferiores para carreteras, ramales o caminos, tres acueductos, un paso bajo autovía tipo pérgola para el ferrocarril Lleida-Huesca, diecisiete obras de drenaje transversal y tres muros.

En cuánto a medidas medioambientales la adecuación de taludes se repoblarán con especies herbáceas autóctonas. Cabe destacar, el acondicionamiento de las márgenes del Cinca, un tramo de 1.500 metros aguas arriba y debajo del cruce de la variante, que supone una inversión de 905.000 euros. También, se acondicionan los accesos a Monzón desde los cruces con las carreteras de Fonz y de la Almunia por un importe de 375.000 euros.

Comentarios