Monzón incoa expediente para derogar la Ordenanza Municipal de Servicios Funerarios

El Centro de Estudios de Monzón (CEHIMO) con la colaboración del Centro de Profesores y Recursos y el Ayuntamiento han organizado las Segundas Jornadas sobre los Judíos en la Edad Media durante los días 9,10,11 y 12 de mayo.

El PP, a través de su portavoz, José Luis Escutia, ha señalado que la derogación no garantiza la bajada de precios o la entrada de más empresas, ya que con la actual podían instalarse con unos mínimos, por lo que no se da la situación de monopolio denunciada y ha acusado al resto de partidos de incoherencia, ya que en el 98 no se opusieron a la misma. Además, ha destacado que hay Ordenanzas similares en Fraga o Barbastro y que el coste de un servicio funerario es muy similar en Barbastro, Monzón y Binéfar dónde hay una empresa.

Por su parte, el concejal de Desarrollo, Juan Antonio Blasco, ha defendido la tesis del equipo de gobierno, ya que con la del 98 no han bajado los precios de los servicios y no se han instalado nuevas empresas, por lo que al derogar la Ordenanza se liberará el sector lo que puede permitir el objetivo de un menor coste, además con esta medida se terminarán problemas competenciales que han llegado recientemente a los tribunales. Además, insiste que en siete años de aplicación de la Ordenanza actual se ha tendido a un monopolio de facto.

El Pleno ha aprobado por unanimidad las propuestas de Medio Ambiente sobre la adhesión a la red española de ciudades por el clima, la Carta Aalborg+10, la integración en la red de Entidades Locales del Alto Aragón y la solicitud a la DGA para el estudio de viabilidad para la instalación de una empresa pública de gestión maderera y aprovechamiento de la biomasa.

Además, se solicita la ocupación de un canal de televisión digital terrestre, la ocupación de terrenos de la Cañada Real de Castejón de Puente para el abastecimiento de agua a Conchel y la adhesión a la red de alcaldes por la paz.

En ruegos y preguntas, el alcalde ha explicado, que en acuerdo con los vecinos, se va a ubicar una zona azul en la calle san Francisco a la altura de Mercadona para obligar a usar el parking de la superficie comercial, a partir de ese momento vuelve el carril bici, que estará señalizado con algún pivote y también se harán dos pasos de cebra elevados para evitar las carreras.

Comentarios