Aragón y Cataluña colaborarán en la asistencia sanitaria de las zonas limítrofes

2005042929 salud2.jpg

Las consejeras de Salud de la Generalitat de Cataluña y del Gobierno de Aragón, Marina Geli y Luisa María Noeno, han firmado un convenio-marco para colaborar en materia sanitaria. Este acuerdo, vigente en todo el territorio de ambas comunidades autónomas, tiene como objetivos facilitar la accesibilidad de la atención sanitaria, sobre todo en las comarcas limítrofes de Aragón y Cataluña, asegurar la coordinación de los dispositivos sanitarios, y compartir la experiencia y el conocimiento.

El marco de colaboración abierto contempla la posibilidad de trabajar de forma conjunta y progresiva en aspectos como urgencias, emergencias y transporte sanitario; atención primaria, especializada (tanto ambulatoria como hospitalaria) y sociosanitaria; salud mental; tarjeta sanitaria; cartera de servicios; formación e investigación en ciencias de la salud.

El convenio constituye un impulso en la garantía efectiva de sistemas sanitarios inspirados en los principios de solidaridad, igualdad, universalidad, equidad, calidad, coordinación y cooperación de las Administraciones sanitarias públicas para la superación de las desigualdades en salud. Su finalidad es lograr una mayor justicia distributiva que permita al ciudadano recibir un servicio sanitario público de calidad y en condiciones de igualdad efectiva en el acceso.

El objetivo es mejorar la atención de las urgencias y emergencias sanitarias en las comarcas colindantes. Para ello, ambas comunidades autónomas aportarán los recursos situados en esas zonas limítrofes. El acuerdo beneficiará a 82 municipios en total (37 catalanes y 45 aragoneses), en los que residen casi 106.000 habitantes (53.000 catalanes y 52.000 aragoneses)

Los medios de los que disponen ambas comunidades en estos territorios para el cumplimiento de los fines de este convenio son los helicópteros catalanes de emergencias sanitarias situados en Tremp y Mora de Ebro, así como los recursos aéreos del 112 en Aragón; 13 vehículos de Soporte Vital Básico (los situados en las localidades catalanas de Pont de Suert, Tremp, Almenar, Alcarrás, Serós, Almacelles, Gandesa, Batea y Horta de Sant Joan, y las aragonesas de Castejón de Sos, Binéfar, Fraga y Caspe), cinco vehículos de Soporte Vital Avanzado (los radicados en Balaguer y Batea, en Cataluña, y los de Fraga y Alcañiz (2) en Aragón), así como cuatro ambulancias convencionales para urgencias (las que tienen su base en los municipios aragoneses de Benasque, Benabarre, Maella y Valderrobres.

La coordinación de los medios se efectuará por los centros coordinadores de urgencias y emergencias de cada comunidad, de acuerdo con el denominado Protocolo Franja, utilizando el dispositivo más óptimo en cada caso, pero manteniendo cada comunidad la autoridad sobre los recursos que le son propios.

La gestión global de cada incidente le corresponderá a la central receptora de la llamada y existirá comunicación directa entre los responsables de ambas centrales de coordinación (catalana y aragonesa) para intercambiar toda la información relativa al caso atendido.

Atención Primaria Continuada en la zona pirenáica

Este convenio específico es de aplicación en las zonas de salud de Castejón de Sos y Benabarre, en Aragón, y de L?Alta RibagorÇa y Tremp en Cataluña.

El acuerdo permitirá mejorar la atención domiciliaria (atención continuada) de los 500 habitantes de 29 núcleos aragoneses (5 de Benabarre y 24 de Castejón de Sos), que será prestada por el centro de salud catalán de Pont de Suert, por su mejor comunicación con Pont de Suert (carretera N-260).

La atención continuada domiciliaria en 5 localidades catalanas de la zona de Tremp será asumida por el centro de salud de Benabarre, por tener una mejor conexión con Benabarre a través de la C-1.311.

Comentarios