¡Sale el castillo de Loarre!

2005050606 cola cine.jpg

¡Sale el castillo de Loarre! Es lo que dicen los espectadores que han visto el estreno de la película El reino de los cielos. Valoran los medios con los que se ha realizado este film, reconocen que es entretenida y, sobre todo, muestran su satisfacción porque aun con retoques el castillo de Loarre se reconoce; especialmente en tomas generales del monumento.

En el primer pase de la película en Huesca han sido algunos extras los que han acudido a ver El reino de los cielos. Echan en falta una mayor número de escenas grabadas en el interior del castillo. Uno de los extras es el ya conocido en esta ciudad como el enterrador de la película; reconoce sentirse satisfecho e impactado por haber salido en un largometraje de esta importancia.

También han visto el primer pase de la película tanto la alcaldesa de Loarre, Teresa Jaime, como el concejal de Turismo del Ayuntamiento de Huesca, Juan Antonio Hernández. Ambos valoran el papel que juega el castillo de Loarre y su entorno, y la promoción que va a suponer esta superproducción de la Hoya de Huesca.

María Guerra, del equipo del cine de lo que yo te diga, de la Cadena SER, incide en que Ridley Scott quiere dar un mensaje con esta película de lo absurdo que son los conflictos bélicos. Es una llamada a la paz y a la tolerancia entre culturas y religiones.

El reino de los cielos fotografía una época en la que Jerusalén, controlada por los cristianos, vive una paz endeble que al menos permite la convivencia entre las 3 religiones monoteístas. Débil porque las ansias de poder de los caballeros templarios, azuzados por el clero, ponen en peligro los pactos entre el rey cristiano Balduino IV y el gran Saladino, el líder musulmán que aún recuerdan sus descendientes.

La FOX vuelca su campaña de promoción en España sobre el castillo de Loarre. Imágenes promocionales de la provincia en los carteles, en los cubos de palomitas, en el juego interactivo en la red, en anuncios de prensa, en un documental de National Geographic de 20 minutos,... La campaña se titula El desafío del reino de los cielos. Su coste total asciende a 500.000 euros, de los que la Diputación Provincial de Huesca y el Ayuntamiento oscense ponen 24.000 euros cada uno.

Comentarios