14 detenciones por malos tratos y 3 por agresiones sexuales en mayo

El mes de mayo se cierra con catorce detenciones por delitos relacionados con los malos tratos contra las mujeres y con otras tres por agresiones sexuales. De los catorce detenidos por violencia de género, once eran menores de 35 años.

Las últimas detenciones por agresiones sexuales se daban a conocer este lunes: dos hombres han sido detenidos en Monzón por un supuesto delito de abuso sexual. La víctima salió de copas el sábado con unas amigas y, en el transcurso de la noche, fueron molestadas por dos individuos en varios establecimientos públicos. Uno de ellos era el ex novio de la compañera de piso de la víctima, que denunció haber sufrido diversos tocamientos y abusos sexuales.

La noticia de otro supuesto agresor sexual en Huesca también conmocionaba a la ciudad. Un hombre de 38 años fue arrestado por supuestas agresiones sexuales a tres menores de edad. El detenido ha ingresado en prisión y ha sido inculpado como presunto autor de las agresiones. Se trata de un hombre que trabajaba como informático y que no tenía antecedentes policiales.

El primer fin de semana de mayo ya se registró un caso de violencia de género. La Guardia Civil de Barbastro detenía a un hombre de 26 años. Su compañera sentimental había denunciado que después de una acalorada discusión, el detenido había intentado atropellarla en cuatro ocasiónes cuando se dirigían a su domicilio en Barbastro.

En Jaca, efectivos de la Guardia Civil detuvieron a un hombre, de 39 años de edad, por presunto delito de malos tratos, después de que la víctima hubiera denunciado amenazas y malos tratos por parte de su ex marido. La mujer presentó parte facultativo y solicitó orden de protección.

En Barbastro, efectivos de la Guardia Civil detuvieron a un hombre por supuesto delito de malos tratos en el ámbito familiar. Se trata de un hombre de 23 años de edad, vecino de Barbastro, que había sido detenido después de que la presunta víctima denunciara que la había amenazado de muerte.

A mediados de mes, la Guardia Civil de Binéfar detenía a un hombre de 39 años por quebrantamiento de condena mientras se encontraba en el domicilio de su esposa, de la que tenía una orden de alejamiento, dictada por el juzgado de Primera Instancia e Instrucción de Monzón. La detención ha tenido lugar después de que la Guardia Civil recibiera una llamada advirtiendo de esta circunstancia.

Otro joven de 20 años pasaba a disposición judicial acusado de un delito de malos tratos a su ex compañera sentimental. El detenido, vecino de Huesca, ya tenía antecedentes por otra denuncia anterior del mismo tipo. La víctima se encontraba sola en su domicilio el pasado fin de semana y el arrestado pretendía visitarla. Ella no le abrió la puerta, con lo que el agresor pasó supuestamente de llamadas insistentes en el timbre a propinar golpes y patadas en la puerta hasta romperla y entrar en la vivienda. Los policías que acudieron al lugar, alertados por una llamada de la denunciante, procedieron a arrestar al detenido, que llevaba un cuchillo de cocina de considerables dimensiones.

Además, la Guardia Civil del Monzón detuvo a un hombre de 30 años por un supuesto delito de malos tratos en el ámbito familiar. La víctima, su compañera sentimental, sufrió heridas de carácter leve debido a los golpes que presuntamente le propino el detenido en diversas partes de su cuerpo en el transcurso de una discusión.

El día 23 de mayo, se dio a conocer la detención de cinco personas por delitos de malos tratos. Un hombre de 19 años había sido detenido en el término municipal de Belver de Cinca, después de que supuestamente agrediera a su ex novia en la puerta de su domicilio. Al parecer, le amenazó con una navaja y le causó lesiones de carácter leve. Por otro lado, la Guardia Civil detenía en el término municipal de Sabiñánigo a un hombre de 32 años por un supuesto delito de malos tratos en el ámbito familiar. El hombre se dirigió presuntamente al lugar de residencia de su ex compañera sentimental, con la que mantuvo una discusión, y la amenazó, mientras la insultaba y empujaba. Los hijos de la víctima salieron en su defensa y avisaron al centro de emergencias SOS Aragon (112). Además, la Guardia Civil había detenido en el término municipal de Barbastro a un hombre de 33 años, después de que supuestamente agrediera a su tía, ocasionándole lesiones de carácter leve y erosiones en los brazos, de las que tuvo que ser asistida en un Centro de Salud. En el término municipal de Monzón, la Guardia Civil detuvo a un hombre de 32 años también por un supuesto delito de malos tratos en el ámbito familiar. El detenido supuestamente agredió a su mujer en un establecimiento público. Finalmente, la Guardia Civil detuvo en el término municipal de Fraga a un hombre de 23 años, después de que supuestamente agrediera en un establecimiento público a su ex compañera sentimental embarazada. La víctima sufrió lesiones de carácter leve.

En Sabiñánigo, la Guardia Civil detuvo a un hombre de 30 años por un presunto delito de malos tratos en el ámbito familiar, después de que su esposa fuera agredida por él en presencia de sus hijos menores, en el domicilio familiar que comparten.

Por otro lado, la Guardia Civil de Sabiñánigo ha detenido este fin de semana a un hombre de 30 años, que tenía una orden de alejamiento de su esposa, porque acudió a su domicilio para hablar con ella. Después, en la calle, se abalanzó sobre ella para quitarle el teléfono móvil y le provocó lesiones de carácter leve en la mano.

La Guardia Civil de Benabarre ha detenido también este fin de semana a un hombre de 54 años. La víctima sufrió una agresión en el domicilio familiar. Tuvo que ser atendida en el Centro de Salud de Benabarre, donde le diagnosticaron una herida superficial en el cuello.

Comentarios