1.576 personas mueren cada año por enfermedades asociadas al tabaquismo

2003022222 tabaco cigarros.jpg

El Día Mundial del Tabaco se conmemora este martes, 31 de mayo, con el lema "Profesionales de la salud contra el tabaco". Este año, los Colegios Oficiales de Farmacéuticos de Aragón han puesto en marcha una nueva campaña de educación sanitaria: los farmacéuticos de Aragón cambiarán a los usuarios fumadores un cigarrillo por una piruleta. Una manera dulce de motivar a los fumadores para que el tabaco no termine sacando tarjeta roja a su salud.

Actualmente, el consumo de tabaco en Aragón se sitúa en el 28,8. El porcentaje de adolescentes (14 a 18 años) que declara haber fumado alguna vez se sitúa en el 69,5% y casi el 15% de los que tienen 14 años reconoce que fuma diariamente.

Además, durante toda la semana, los farmacéuticos entregarán a los usuarios fumadores unas postales rojas que recogen de una manera divertida y didáctica las ventajas de dejar de fumar. La prevención también es fundamental, así que a los no fumadores se les hará entrega de una postal, pero ésta con el verde de fondo.

Las oficinas de farmacia son los primeros establecimientos sanitarios donde los ciudadanos pueden pedir consejo sobre salud. Por ello, a lo largo de la semana los farmacéuticos, como profesionales de la salud, reforzarán su labor informativa para aconsejar a los usuarios sobre los beneficios de abandonar el tabaco. Esta labor de información y asesoramiento forma parta del Programa de Deshabituación Tabáquica que los Colegios de Farmacéuticos puso en marcha en 2001 y que convierten a las oficinas de farmacia en centros de deshabituación Tabáquica.

Mediante el Programa de deshabituación tabáquica el farmacéutico estudia las características de cada fumador y le aconseja los métodos más adecuados y eficaces para abandonar el tabaco, posteriormente se le realiza un seguimiento terapéutico para controlar los posibles efectos adversos de la medicación y/o síntomas de abstinencia. Un programa que arroja datos esperanzadores, ya que el 33% de los pacientes de este programa deja de fumar. Para conocer más a fondo el proceso de deshabituación tabáquica, a lo largo de la semana, se repartirán entre los usuarios fumadores de las oficinas de farmacia una encuestas que posteriormente serán analizas por los COFAr .

El Departamento de Salud y Consumo del Gobierno de Aragón se suma a esta celebración. Sólo el año pasado hubo en Aragón 12,5 millones de consultas en Atención Primaria, por lo que el papel que desempeñan los profesionales sanitarios "es fundamental, ya que pueden ofrecer consejo y orientación sobre las consecuencias del consumo de tabaco y sobre los beneficios que conlleva su abandono". En este sentido, el director general de Salud Pública, Luis Gómez, ha repasado las acciones que desde este departamento se llevan a cabo y que se enmarcan en cuatro grandes ámbitos, la deshabituación tabáquica y la promoción del abandono, con acciones que se desarrollan en los centros de salud, la dotación de material diagnóstico, convenios con entidades locales y edición de materiales. Un segundo grupo es el de la prevención en el ámbito escolar y en el medio juvenil con programas como Clases Sin Humo, Cine y Salud, los destinados a la prevención de adicciones, la colaboración con el Instituto de la Juventud y el Consejo de la Juventud y las acciones en el marco del deporte escolar. Un tercer ámbito de actuación es el de espacios sin humo en el campo laboral, a través de la formación y la edición de materiales. Por último, destacan las campañas informativas en medios de comunicación dirigidas a la prevención en adolescentes, a la promoción de espacios sin humos o la promoción del abandono. A todos estos programas, el Departamento de Salud y Consumo destina 756.000 euros.

Por otra parte, es importante el proyecto de Ley reguladora de la Venta, Suministro, Consumo y Publicidad de los Productos del Tabaco (Boletín Oficial de las Cortes Generales, 9 de mayo 2005) en el que se incluyen novedades como la venta a mayores de 18 años, un mayor control de máquinas expendedoras, la prohibición de la publicidad y el patrocinio, la prohibición de consumo en lugares de trabajo, zonas separadas en restaurantes y bares de más de 100 metros cuadrados, definición de zonas para fumadores y la responsabilidad del titular del establecimiento y la persona fumadora.

En nuestra Comunidad Autónoma se estima que 1.576 personas mueren cada año por enfermedades asociadas al tabaquismo (279 en Huesca, 189 en Teruel y 1.108 en Zaragoza) y, aunque la mortalidad por tabaco tiende a descender en España por primera vez, su consumo es la causa del 16% de todas las muertes. El tabaquismo está relacionado con más de 25 enfermedades, entre las que figuran el cáncer, especialmente el broncopulmonar, y las cardiovasculares y respiratorias; además de las relacionadas con el embarazo, como la patología placentaria, el aborto espontáneo y el parto prematuro, así como la muerte súbita del lactante.

Asimismo, se recuerda la influencia que tiene el tabaco en los fumadores pasivos, quienes tienen a medio y largo plazo un mayor riesgo de padecer enfermedades similares a las de quienes fuman habitualmente. Especialmente sensibles son los niños, su exposición al humo puede producirles asma, otitis, neumonías y bronquitis, entre otras patologías.

En cuanto a los costes sociales y sanitarios, tiene una elevada repercusión en el ámbito laboral por las bajas por enfermedad, en la seguridad, por incendios y accidentes, en el círculo familiar, por fallecimientos y enfermedades y en el ámbito sanitario, por la asistencia médica ambulatoria y hospitalaria o las prestaciones farmacéuticas. Así, en España se elevan a más de 6.000 millones de euros y sólo en Farmacia, en Aragón supone 20 millones de euros al año.

Comentarios