Mala preparación e imprudencia en el origen de los accidentes de montaña

El mes de junio ha sido especialmente negativo en lo que hace referencia a los accidentes de montaña. Además, los responsables de la sección de montaña de la Guardia Civil en Huesca aseguran que la falta de preparación y las imprudencias son los principales factores que favorecen estos accidentes. Este año, el mes de junio, ha contabilizado 46 accidentes con 6 muertos, frente a los 3 del pasado año.

En cifras globales, entre enero y junio de este año, la Guardia Civil ha realizado 108 operaciones de rescate a accidentados en la montaña. Hubo en este tiempo 9 muertos y 68 heridos. Muchos de estos sucesos han tenido lugar durante la ascensión a picos de considerable altitud. Desde la Guardia Civil se asegura que la imprudencia está detrás de la gran mayoría de estos accidentes, con falta de preparación, excursiones sin planificar, malos equipos y material en las mochilas, o sin hacer uso de empresas de guías de montaña. Esto es algo que preocupa cada vez más.

Entre el 60 y el 70% de los accidentes ha sido fruto de las imprudencias, por lo que se pide que se preste especial atención a los consejos que se dan por los expertos en el mundo de la montaña.

La utilización de los avances tecnológicos, como teléfonos móviles o GPS, es cada vez máyor y ayudan a la localización prácticamente instantánea, por parte de la Guardia Civil, de los heridos en un accidente. Prácticamente el 95% de las personas que sufren un accidente en la montaña dan aviso al 112 a través del teléfono móvil.

Si algo parece claro es que la montaña no se puede acotar ni limitar, y el acceso es libre y gratuito, por lo que lo úntico que se puede hacer es pedir prudencia y que, quienes a ella acuden, tengan la preparación suficiente.

Comentarios