La Pamplona-Huesca-Lérida y el ‘Vignemale’, incluidos en el Plan de Infraestructuras de Fomento

La autovía Pamplona-Huesca-Lérida y la travesía ferroviaria de baja cota por el Pirineo central están incluidas en el Plan Estratégico de Infraestructuras y Transporte, elaborado por el Gobierno español. El propio plan habla de la provincia de Huesca como una de las que experimenta un mayor aumento de accesibilidad. Se ha cifrado en un 8 por ciento. El plan tiene una vigencia para el periodo 2005-2020.

La principal reivindicación de la provincia de Huesca, en materia de infraestructuras, es la construcción de la autovía Pamplona-Huesca-Lérida. La redacción de la mayor parte de los tramos está en curso en el momento presente. El plan, en el apartado de carreteras, incluye la ejecución de este proyecto. José María Becana, diputado socialista por la provincia de Huesca, confirma que a finales de este año habrá obras en cuatro tramos de la Huesca-Lérida.

Otra de las reivindicaciones de este territorio y del conjunto de la Comunidad Autónoma aragonesa es la travesía ferroviaria de baja cota por el Pirineo central (hasta ahora llamada del Vignemale). También aparece recogido este paso internacional en el plan de infraestructuras y transporte del Gobierno español.

Becana hace mención también a la construcción de la variante ferroviaria de Huesca, que supondrá eliminar el paso de trenes por el casco urbano de la ciudad. Y ratifica que en el año 2006 estará terminado el Aeropuerto Monflorite-Alcalá, proyecto incluido en el plan estratégico.

Los mayores aumentos de accesibilidad se dan en Teruel, un 13 por ciento; Ciudad Real, un 12 por ciento; y Salamanca y Cuenca, un 10 por ciento. El siguiente grupo incluye al Alto Aragón, junto con Soria, Zamora, Córdoba y Cáceres, con un incremento del 8 por ciento. Segovia, Badajoz y La Rioja presentan un aumento del 7 por ciento.

Comentarios