Cartas al director: Datos sobre el Reino de los Mallos

Asociación de Empresas de aguas bravas de Murillo de Gállego

Ante la noticia aparecida sobre el informe de las laderas del embalse de Biscarrués, la asociación de empresas de rafting de Murillo de Gállego quiere dejar claro que la estabilidad de las laderas es solo un argumento más para oponernos a la construcción del embalse.

Los argumentos más importantes para oponernos a este proyecto son:

Nuestra total oposición a que se inunde el pueblo de Erés y se desaloje a sus vecinos.

La construcción del embalse supondría el cierre de las empresas de actividades de Murillo de Gállego, totalmente vinculadas al tramo de aguas bravas comprendido entre el embalse de la Peña y el de Ardisa.

Con este cierre, la región perdería los 80.000 visitantes anuales que vienen a realizar actividades de aguas bravas a la Galliguera. Con lo que se perdería la mitad de la mayor fuente de ingresos del Reino de los Mallos, el turismo activo.

A continuación reflejamos algunos de los datos turísticos de la región.

DATOS SOBRE EL REINO DE LOS MALLOS

La creación de hoteles, albergues, casas de turismo rural, restaurantes, campings y otros negocios relacionados con el flujo turístico despega hace aproximadamente cinco años, coincidiendo con el ascenso del turismo rural, deportivo y cultural, y la llegada de los fondos de cohesión europeos a través de los programas Leader.

Una zona en serio peligro de despoblación se ha ido consolidando gracias a la industria turística, que tiene sus tres pilares básicos en el turismo cultural (Loarre y todas las iglesias y ermitas románicas), el turismo natural (Los Mallos de Riglos y toda la Galliguera son paraíso de aves y senderistas) y el turismo deportivo en torno al Centro de Deportes de Aventura de Murillo de Gállego.

Hoy en día, con una clara tendencia al alza, teniendo en perspectiva un Plan de Dinamización turística en lo público, y en lo privado la edificación de nuevos hoteles y la creación de nuevas empresas turísticas, sería un golpe mortal inundar esta fuente de riqueza y único medio de desarrollo que nos queda con el Pantano de Biscarrués. Bastante hemos perdido ya con la amenaza de la construcción.

Comentarios