Máxima alerta en Aragón por riesgo de incendio

2005071919 incendio.JPG

Altas temperaturas, bajo nivel de humedad en el ambiente, viento,... son las condiciones más idóneas para que se produzca un incendio y son las condiciones que se están dando en Aragón en esta segunda quincena de julio. Esta Comunidad Autónoma vive, como el resto del país, un periodo de máxima alerta. El Departamento de Medio Ambiente del Gobierno de Aragón recuerda que está prohibido hacer fuego al aire libre, incluso en los lugares habilitados para ello.

El director general del Medio Natural del Gobierno de Aragón, Alberto Contreras, reconoce que ha habido un antes y un después tras el incendio que arrasó 3.000 hectáreas en la sierra de Loarre. La inversión ha pasado en los últimos dos años de 12 millones de euros a 24 millones de euros, inversión en materia preventiva y de extinción de incendios, con 1.000 personas pendientes de que el fuego aparezca y con un incremento de los medios aéreos. No obstante, Contreras insiste en que no se puede bajar la guardia en el monte, ya que cualquier despiste puede poner en jaque a todos los efectivos.

Acabamos de salir de dos de los incendios más importantes de este año en Aragón, se han producido en Nuévalos (Zaragoza) y Estercuel-Gargallo (Teruel), sumando unas 600 hectáreas de terreno calcinadas.

El Departamento de Medio Ambiente del Gobierno de Aragón recuerda que la Orden sobre prevención y lucha contra los incendios forestales en la Comunidad Autónoma de Aragón para la campaña 2005/2006, publicada en el BOA el 19 de marzo de este año, prohíbe el uso del fuego en áreas recreativas y similares, incluso en los lugares habilitados para ello.

Así mismo, queda prohibida cualquier quema agrícola hasta el 30 de septiembre, así como arrojar fósforos, cigarrillos, colillas, brasas o cenizas que estén en ignición; utilizar cartuchos de caza con tacos de papel u otros materiales combustibles; arrojar fuera de los contenedores habilitados a tal efecto o vertederos autorizados residuos que, con el paso del tiempo u otras circunstancias, puedan provocar combustión o facilitar ésta, tales como vidrios, botellas, papeles, plásticos, materias orgánicas y otros elementos similares; disparar o prender cohetes u otros explosivos similares; elevar globos o artefactos incontrolados que produzcan o contengan fuego; y la circulación de vehículos campo a través, en los montes cuya gestión corresponde a la Comunidad Autónoma de Aragón.

Comentarios