Huesca recupera la tranquilidad

2005081616 brigadas.JPG

Tras siete días llenos de bullicio y de fiesta, la ciudad de Huesca ha vuelto este martes a la normalidad, a la tranquilidad típica de esta ciudad acentuada por el cierre de establecimientos que han colocado el cartel ?cerrado por vacaciones?. Con relación a la fiesta sobre la mesa quedan, como cada año, una larga lista de apuntes para debatir en reuniones. El papel que juegan hoy en día las peñas con sus locales, sus barras y desencuentros, el futuro de los espectáculos taurinos, los conciertos y sus escenarios, el nuevo rumbo que se quiere dar al centro de la ciudad potenciando los veladores, los precios de la hosteleria y otros asuntos que requieren una reflexión en profundidad.

El descanso es la tónica de estos días para recuperarse de la fiesta grande. La población, que durante estas fechas se ha llegado incluso duplicar, ha vuelto a su número habitual e incluso parece que las calles están más desiertas que nunca ya que muchos aprovechan el cambio de quincena para marcharse de vacaciones. El sabor festivo continua hoy con las ferias que han dedicado la jornada al día del niño. Las completas gregorianas también conforman otro acto del día las 20 horas en la Basílica de San Lorenzo

Ahora es el momento de descanso para la hostelería. Tras estos días en los que el trabajo se ha multiplicado para ellos, muchos restaurantes lucen ya el cartel de cerrado por vacaciones.

También los servicios de limpieza continúan con sus labores pero ahora más a fondo tras unos días en los que la ciudad ha acogido a miles de personas que han paseado por sus calles sin cesar y sin dar tregua a los trabajadores que no daban abasto. Ahora, con las calles mas vacías será más fácil limpiar y desinfectar rincones.

Comentarios