CHA rechaza la ubicación en Aragón del futuro cementerio nuclear español

Chunta Aragonesista ha mostrado su oposición a que ninguna comarca aragonesa albergue el futuro cementerio nuclear español. El secretario territorial de CHA en el Alto Aragón, Salvador Ariste, estima que ?esta amenaza tiene que ser zanjada, pues estamos hablando de hipotecar de una manera decisiva el futuro de las comarcas aragonesas?.

CHA ha querido mostrar su rotunda y frontal oposición a que ninguna comarca aragonesa albergue el futuro cementerio nuclear del Estado. De este modo, CHA quiere marcar su posición política sobre las noticias incluidas en la revista Capital de su edición de agosto, en las que se afirma la posibilidad de estudiar las comarcas aragonesas de Somontano de Barbastro y Monegros como posible sede, según expresa ENRESA, para ubicar el futuro cementerio nuclear destinado a albergar los residuos de todo el Estado.

El secretario general de CHA en el Alto Aragón, Salvador Ariste, ha indicado que ?ya mostramos nuestra oposición cada vez que esta serpiente nuclear de verano ha salido a la primera página de la información política?. ?Esta vez volvemos a reiterar que no queremos ser la sede para albergar lo que otros no quieren y que no se vuelva a usar la palabra solidaridad territorial para intentar justificar una posible decisión en esta línea, de algo que aquí no queremos?, ha indicado Ariste.

Salvador Ariste considera, además, que el cementerio nuclear no debe situarse ni en Monegros, ni en Somontano de Barbastro, ni en ningún otro espacio de Aragón que baraje el Gobierno, ?porque se está hipotecando el futuro de estas comarcas, sus posibilidades de desarrollo, de crecimiento socioeconómico y se pretende aprovechar el despoblamiento para ubicar una instalación de este tipo?.

Chunta Aragonesista ha anunciado que tomará iniciativas, en las instituciones donde tiene representación, para reclamar información oficial sobre el tema, en la que se indiquen las alternativas barajadas, el motivo de la opción escogida, los plazos de tiempo para la decisión final y los criterios de selección definitiva. Igualmente reclamará, mediante sendas propuestas parlamentarias, que las instituciones aragonesas muestren su rechazo a este tipo de instalaciones en nuestro territorio.

Comentarios