Evacuado el cadáver del montañero italiano desde el Portillón Superior (Benasque)

El cuerpo sin vida del montañero italiano de 41 años de edad fallecido el sábado en el Portillón Superior (Benasque) ha sido evacuado en la mañana de este lunes, una vez que las condiciones atmosféricas han permitido llevar a cabo las labores de traslado. Se despeñó por una canal rocosa de fuerte inclinación, tras perder el equilibrio al desprenderse una piedra a la que se había agarrado. El suceso tenía lugar a una altitud de 2.900 metros.

Las fuertes rachas de viento habían impedido usar el helicóptero durante el fin de semana y la nieve caída hacía peligrosa la operación de transporte a pie.

Los cuatro compañeros de este montañero habían sido guiados en medio de la niebla hasta el refugio de La Renclusa.

Por otra parte, gendarmes franceses han localizado ilesos a un padre y un hijo, de 45 y 12 años respectivamente y de nacionalidad gala, que se habían perdido en la zona de la Brecha de Rolando, en la vertiente francesa.

Ha sido un fin de semana muy accidentado. Un repentino temporal de nieve sorprendía también a tres montañeros en los alrededores de Llano de Aigualluts (Benasque). Uno (de 70 años de edad) era evacuado a las instalaciones de Llanos del Hospital. Los otros dos permanecían perdido por espacio de varias horas, hasta que eran localizados vivos en la mañana del domingo. De ellos, una montañera, de 51 años y domiciliada en Italia, presentaba hipotermia leve y congelaciones de primer grado en ambas manos.

Han sido los sucesos de montaña más significativos; también ha habido un accidente de paracaidismo (con dos heridos de diversa consideración) y varios siniestros en las carreteras de la provincia. Hay que sumar el incendio de 100 hectáreas de terreno en las proximidades de Fraga.