La DPH concede 400.000 euros en ayudas para el cultivo de la trufa negra

2005083131 INICIATIVAS LOCALES.jpg

La Comisión de Iniciativas Locales ha ratificado la concesión de subvenciones para fomentar el cultivo de plantas micorrizadas con trufa negra que dará lugar a la creación de 100 nuevas hectáreas dedicadas a la truficultura y a la mejora de otras 25 existentes en la provincia de Huesca. Este Plan pretende servir de instrumento para potenciar una actividad que supone un valor añadido para la agricultura altoaragonesa.

El acuerdo adoptado por unanimidad da cabida a la totalidad de las solicitudes recibidas por el área de Iniciativas Locales desde el pasado mes de febrero en que se hizo pública la convocatoria. Sus bases establecen como destino de las ayudas el vallado de las parcelas y la instalación de sistemas de riego. De esta forma, se continúa con el progresivo incremento de la producción trufera que, en la actualidad, supera las 200 hectáreas en la geografía altoaragonesa.

A este respecto, Javier Mur, presidente de la Comisión, pone de manifiesto ?el aumento en la competitividad de las plantaciones destinadas al cultivo de la trufa? que alcanzan grandes extensiones de terreno y tienden a una mayor especialización. Javier Mur subraya la importancia de esta actividad agraria que se está convirtiendo en un vehículo de desarrollo económico en algunas áreas del territorio.

Estas ayudas beneficiarán a 40 truficultores, de los cuales 37 invertirán en nuevos cultivos y el resto lo hará en su acondicionamiento, distribuidos entre las comarcas de la Ribagorza, Jacetania, Alto Gállego, Sobrarbe, Somontano y Hoya de Huesca y que encuentra en las dos primeras su principal zona de expansión. La cuantía máxima de cada subvención es de 36.000 euros, mientras que la superficie de plantación supera, en todos los casos, los 2.000 m2.

El área de Iniciativas Locales realiza además una labor de asesoramiento con los productores del Alto Aragón con el objetivo de optimizar el aprovechamiento de las condiciones climáticas y del terreno. Este seguimiento incide, de manera especial, en la preparación del campo para la plantación de la especie y en la fase de asentamiento del que depende el éxito del cultivo.

Los miembros de la Comisión también han conocido el proceso de la puesta en marcha del Centro de Experimentación en Truficultura que se instalará en la localidad de Graus, cuyo mercado de la trufa cuenta con un amplio reconocimiento y en torno al cual se ubican el mayor número de plantaciones en la provincia. El comienzo de las obras de este espacio dedicado a la investigación se llevará a cabo una vez cerrados los últimos detalles del convenio, en el transcurso del próximo mes de septiembre, entre la Diputación de Huesca, el Centro de Investigación Tecnológica Agroalimentaria (CITA) del Gobierno de Aragón y el Ayuntamiento de Graus que dará lugar a esta apuesta firme para la creación de alternativas al cultivo tradicional.

Comentarios