CHA insiste en que se planifique con tiempo el proyecto para los terrenos de la vía del tren

Las obras de eliminación de la vía del tren que discurre por la ciudad de Huesca, van a permitir dejar libres unos terrenos de gran extensión en pleno casco urbano de la capital oscense. Para Miguel Solana, concejal de CHA en el Ayuntamiento de Huesca, nos encontramos en una situación idónea para afrontar con ambición un proyecto que cambiaría notablemente el paisaje urbano de la ciudad. Según los nacionalistas, la apuesta por una vía modélica pasa por la creatividad urbanística y por la apertura del debate a la ciudadanía en general.

Para Miguel Solana, el proyecto de la vía del tren ha de servir para convertir ese espacio en un eje equipado y cívico, que integre los barrios por los que discurre, y que incluya una conexión de futuro con núcleos como Cuarte, Banariés y Huerrios.

La empresa Construcciones y Promociones Coprosa ya está llevando a cabo los trabajos previos al inicio de las obras de la variante ferroviaria de Huesca, las cuales se realizarán a lo largo de 20 meses construyéndose una sola vía de ancho ibérico con la posibilidad de desdoblarla en el futuro y transformarla en ancho internacional. Con la realización de este proyecto se cumple una reivindicación histórica de nuestra ciudad al desaparecer los pasos a nivel y romperse la barrera que genera una estructura discontinua y fragmentada del tejido urbano.

El Plan general de Ordenación Urbana contempla que los terrenos ocupados por la actual vía, una vez que se ponga en servicio el nuevo trazado, pasarán a formar parte del sistema viario de la Ciudad, consiguiendo de esta forma convertir en una vía de comunicación lo que siempre ha sido para Huesca una barrera, un problema de inseguridad y un tema de incesantes reivindicaciones, sobre todo por parte de los vecinos más directamente afectados.

El pasado mes de diciembre el Equipo de Gobierno del Ayuntamiento de Huesca adelantó que el espacio que quedará libre cuando se ejecute la variante ferroviaria podría convertirse en un bulevar, es decir, en un lugar para pasear, la comunicación y la convivencia, propuesta que nuestro Grupo recibió con buenos ojos: habíamos presentado una alegación al PGOU solicitando la creación de un Paseo Ciudadano con importante carácter ecológico en los terrenos por dónde discurre la actual travesía, teniendo en cuenta la necesidad de espacios de estas características que necesita la Ciudad. El equipo redactor nos respondió en este mismo sentido pero en el Plan General no está explícito este asunto, por lo que en su día presentamos esta idea como Propuesta de Resolución al Pleno Municipal con el fin de estudiar y elaborar una solución. La moción fue rechazada por el PSOE, por lo que no fue aprobada.

Pocas veces tiene un Equipo de Gobierno la posibilidad de intervenir tanto en la ordenación de la ciudad como tiene el del PSOE en este mandato, por lo que debería reflexionar y aplicar asuntos como la Agenda Local 21 en las decisiones para convertir la Ciudad en algo vivo. Decisiones como la creación de un parque en el centro fueron transcendentes en su día y ahora tenemos la oportunidad de realizar conexiones e integración de distintos Barrios y Municipios Incorporados recuperando una zona degradada de la Ciudad convirtiéndola en un Paseo para el esparcimiento, ocio y contacto de las personas con la naturaleza, por lo que urge hablar con el Ministerio de Fomento para obtener los terrenos y desarrollar el suelo con financiación adecuada a fin de:

Convertir el actual eje del Ferrocarril en un elemento de centralidad periférica, en un eje equipado y cívico que mejore la calidad urbana de los Barrios que atraviesa.

Mejorar el planeamiento existente en las piezas urbanas que delimitan el corredor con una visión global de integración de los Barrios entre sí, rematando tejidos existentes y dando continuidad a viales interrumpidos.

Planificar una conexión de futuro con los núcleos de Cuarte, Banariés y Huerrios a través de una vía con importante componente verde y ecológico que permita su mejor integración al sistema territorial de Huesca, al que de hecho pertenecen.

Para Miguel Solana ?nos encontramos en una situación idónea para afrontar con ambición un proyecto que cambiaría notablemente el paisaje urbano: disponemos de tiempo suficiente para apostar por la creatividad urbanística a fin de conseguir un diseño modélico para este espacio, así como para buscar la mejor fórmula de financiación. Esperemos que no suceda en este asunto igual que como en el agua, solucionándose mal, a destiempo y por emergencia. Fernando Elboj dispone de dos años para negociar, por lo que le rogamos que no desperdicie esta oportunidad y planifique con antelación, es decir, elabore el anteproyecto, negocie con el ADIF los extremos que permitan a nuestra Ciudad hacerse con la titularidad de los terrenos y estudie las posibles vías de finanicación?.