Los barbastrenses cada vez más concienciados con el reciclaje

2005102424 contenedores.jpg

Separar el vidrio y el cartón de la basura orgánica comienza a ser ya una práctica generalizada entre los habitantes de Barbastro, cada vez más concienciados de la importancia de la selección y reciclaje de la basura que llegamos a generar en nuestros hogares a lo largo del año. Muestra de ello es que poco a poco el consistorio barbastrense ha ido incrementando el número de contenedores, a los que se suman en el mes de diciembre los destinados al reciclaje de envases, tetrabrik y latas.

En cifras, la recogida selectiva del vidrio ha aumentado en lo que llevamos de año un 10% respecto a 2004. Elena Abón, concejal de Servicios, comenta que se prevé alcanzar una media de 13.500 kilos al mes, lo que supondrá una recogida total de 160.000 kilos en 2005. Un servicio que en la Ciudad del Vero ?funciona bastante bien, ajustándose a la media en el conjunto de España?.

La recogida del papel y cartón, que se debe depositar en los contenedores azules, pasará a ser competencia en breve de la Comarca del Somontano. En la actualidad se cuenta con un total de 36 contenedores repartidos por la ciudad, en los que se ha registrado durante 2004 cerca de 260.000 kilos recogidos. Abón recuerda que existe la recogida especial de cartón en los comercios, que se lleva a cabo dos veces a la semana.

La recogida selectiva de vidrio y cartón ha contribuido a reducir la cantidad de basura orgánica que se deposita en los contenedores de color verde oscuro, de los que se cuenta en estos momentos con 450 unidades. Servicio del que se encarga el ente comarcal, junto a la limpieza de las calles. Durante este año, hasta el 31 de agosto, se han recogido más de 4.500.000 de kilos.

La concejal de Servicios se muestra satisfecha con la respuesta que está teniendo hasta el momento la ciudadanía barbastrense, aunque incide en la importancia de concienciarse en continuar separando y reciclando el cartón, el vidrio y a partir del mes de diciembre las latas, tretrabrik y plásticos en los contenedores amarillos.

Comentarios