Más propuestas para el Plan General de Pesca de Aragón 2006

Con motivo de la convocatoria del Consejo de Pesca de Aragón, las asociaciones AEMS ? Ríos con Vida, UNIPESCA y Ecologistas en Acción han elevado al Departamento de Medio Natural del Gobierno de Aragón una serie de propuestas para ser incorporadas al Plan General de Pesca, cuya elaboración debatirá este órgano. De esta manera continúa la colaboración entre pescadores y conservacionistas para mejorar la gestión y normativa de la actividad de la pesca y la conservación de los ecosistemas acuáticos.

En primer lugar desde estos colectivos se hace una valoración de la campaña de pesca anterior. Una crítica por las dificultades de participación en el consejo de pesca, el mal funcionamiento del sistema de expedición de permisos y licencias, la poca vigilancia existente en los ríos, las continúas repoblaciones con ejemplares alóctonos de trucha y la señalización deficiente en muchos tramos, son los principales puntos de dicha valoración.

Acabar con estas carencias o evitar errores en la gestión de la pesca en la comunidad autónoma de Aragón, son los objetivos que se ven reflejados en las propuestas que desde AEMS ? Ríos con vida, UNIPESCA y Ecologistas en Acción se realizan de cara a la normativa del 2006.

Partiendo de la base de que la prioridad es la conservación de los ecosistemas acuáticos y las especies autóctonas, se pide un mayor apoyo a la práctica de la pesca sin muerte, ampliando los tramos existentes para practicarla y ampliando el periodo habilitado para ello. La práctica de la pesca sin muerte es la forma más coherente y eficaz de regular la pesca, constituyendo una actividad compatible con la conservación de las especies acuáticas. En el documento presentado se hace una amplia propuesta de los tramos de ríos que deberían ser destinados para la práctica de la pesca de captura y suelta.

Se considera básico para obtener una seria y coherente gestión de la pesca y de los ecosistemas acuáticos que esta práctica se asiente sobre criterios técnicos y científicos. Para ello, según estas asociaciones, es prioritario que estén preparados a la mayor brevedad posible los planes de pesca de cuenca que está elaborando el Gobierno de Aragón y se hagan públicos dentro del necesario proceso de participación ciudadana en esta materia.

Estos colectivos solicitan normas precisas y contundentes para evitar la progresión de las especies acuáticas introducidas en el territorio aragonés. El Gobierno de Aragón, contrariamente a las propuestas anteriores, viene tratando de proteger algunas de estas especies en las últimas ordenes publicadas, según estas asociaciones. Se solicita también un refuerzo del número de agentes de protección de la naturaleza destinados al control de los ríos y de la actividad de la pesca, así como que se amplié la formación en este campo de todos los colectivos con competencias de control en esta materia.

Igualmente se pide una mayor eficacia en la obtención de licencias de pesca y permisos de acotados, por ejemplo con el uso de nuevas tecnologías como Internet. Con ello se conseguiría una importante reducción de tiempo y evitar la realización de largos desplazamientos para obtener los permisos. También, en la concesión de licencias se solicita un gravamen de las permisos de acotados de pesca extractiva, de cara a que algunos de los gastos que soporta la administración sea trasladados al usuario.

En definitiva, se persigue que la práctica de la pesca sea coherente con la conservación de los ríos y otros ecosistemas acuáticos. Si bien es cierto que en la tarea de gestionar la práctica de la pesca, la administración se encuentra con todo tipo de factores que, si bien deben ser tenidos en cuenta, no pueden ser la guía de su actuación ni debe conllevar actuaciones incompatibles con la gestión sostenible del recurso, concluyen los colectivos que realizan esta serie de propuestas.

Comentarios