Los vecinos de Huerta de Vero preocupados por el riesgo de accidentes en la travesía

2005110909 Mariano Lisa 2.jpg

Pendientes todavía de la finalización de las obras del Eje del Vero, que une Barbastro con Alquézar, los vecinos de Huerta de Vero han mostrado su descontento por el incumplimiento de una serie de compromisos que adquirió en su día el Gobierno de Aragón, en relación a la seguridad de algunos tramos. Es el caso de la travesía que se ha construido en Huerta de Vero, perteneciente al municipio de Santa María de Dulcis.

El alcalde del municipio, Mariano Lisa, explica que existe una gran preocupación por la seguridad de los vecinos, sobre todo de los niños, ya que a pocos metros de la travesía hay un parque infantil, y los vehículos circulan más rápido de lo permitida. Y, a pesar de que existe una señal que limita la velocidad, Lisa considera necesario colocar en esta zona algún paso de cebra o semáforo, de forma que los coches se vean obligados a frenar.

Hasta el momento se han producido varios accidentes con animales, pero no ha habido que lamentar daños personales, tan sólo el susto por parte de varias personas mayores al tratar de cruzar la travesía. Un asunto que espera pueda solucionarse en breve, y mientras la DGA se decide a tomar las medidas de seguridad pertinentes, los vecinos de la localidad están recogiendo firmas con objeto de hacer mayor presión.

A pesar de todo, el alcalde del municipio se muestra satisfecho por todo lo que supone el Eje del Vero desde el punto de vista de la mejora de las comunicaciones. Una carretera que se llevaba reivindicando desde hace varios años y que confía en que pronto esté finalizada, en estos momentos a la espera de que se inicien los trabajos en el último tramo que llegaría hasta la villa de Alquézar.

Comentarios