Los barrios piden alternativas de ocio y el comercio “civismo” contra el vandalismo

2005112323 comercio.JPG

El Equipo de Gobierno del Ayuntamiento de Huesca proyecta nuevas estrategias para afrontar algunas de las situaciones que vive la Ciudad en las denominadas ?zonas de marcha?, en especial los fines de semana. Entre ellas, destacan la mayor presencia policial en determinados puntos durante las horas más concurridas, así como una más estrecha coordinación y puesta en marcha de acciones conjuntas entre la Policía Local y la Policía Nacional. Por su parte la Federación de Barrios y los comerciantes han puesto sobre la mesa sus principales preocupaciones. Los vecinos piden que las zonas de marcha salgan al extrarradio y los comerciantes un freno al vandalismo y a otras posturas incívicas como el exceso de velocidad en las calles y el alto nivel de ruidos.

El Ayuntamiento se ha comprometido con barrios y comerciantes a mejorar la seguridad en Huesca. Se van a intensificar las intervenciones en materias como el control alcoholemias y documentación de vehículos. Además habrá mas control de ruidos y de exceso de velocidad y se vigilará la presencia de menores en bares y establecimientos públicos. Además se ha anunciado que se van a impulsar alternativas de ocio.

Los barrios ven estas medidas con buenos ojos pero abogan porque las zonas de marcha salgan de la ciudad.

Por su parte, los comerciantes critican duramente las acciones incívicas como la rotura de mobiliario urbano, las pintadas o el exceso de suciedad. Han solicitado al Ayuntamiento que intensifique las tareas de limpieza.

Es tal la situación que la Asociación tiene previsto enviar a todos sus miembros una encuesta de valoración del tipo de acto vandálico que ha sufrido su establecimiento con el fin de recabar datos sobre este tema.

El objetivo del Área de Seguridad Ciudadana es que el ocio y la diversión se desarrollen en un ambiente de convivencia y normalidad, propiciando y exigiendo la responsabilidad, el sentido cívico y el respeto a los derechos ajenos que obligan a todos los ciudadanos, incluidos los jóvenes y sus respectivos padres o tutores. Para lograrlo, es esencial que las instituciones y las entidades ciudadanas estén coordinadas y compartan decisiones, motivo por el que este tipo de reuniones se mantendrán de forma permanente.

Comentarios