Bebeshko, ilusionado ante el reto de salvar al BM Huesca

Sergei Bebhesko ha comenzado a trabajar ya como entrenador del Forcusa Huesca. Llega ilusionado y con el reto de eludir la promoción o en caso de tener que jugarla, ganar y salvar al conjunto oscense del descenso. Se trata de un técnico que tiene una dilatada trayectoria como jugador y que como entrenador aspira conseguir también grandes éxitos. Ahora su principal objetivo es sacar al Forcusa de la delicada situación en la que se encuentra.

En su presentación ha expresado su deseo de empezar con buen pie: “Agradecer al club que me ha dado una oportunidad de empezar en la nueva faceta de entrenador. La verdad es que hasta ahora, he hecho labores de entrenador pero nunca he llevado un equipo como entrenador, sólo entrenador. Creo que estoy preparado para hacer eso. Sobre todo en el momento que está el equipo que necesita ganar dos partidos, necesita salvarse y si juega promoción no bajar”.

Sobre su llegada al club oscense era claro al apuntar que: “no tengo ningún tipo de miedo, ni de duda de afrontar esto. Es una aventura, es un riesgo que asumo sin ningún tipo de problema. La verdad es que estoy acostumbrado y que me hace ilusión ser entrenador de un equipo como Huesca que desde mi punto de vista es competitivo. Es una plantilla completa. Le falta suerte, resultados y ese es el problema. Cuando los resultados no acompañan es lógico que la directiva busque soluciones. Pero creo que el entrenador que ha estado antes que yo ha hecho todo bien, a su manera, y yo lo voy hacer a la mía”.

En las horas que lleva en Huesca ha empezado a tomar contacto con el club y sus nuevos jugadores. “Me falta conocer más la gente. Es lógico, sólo con la foto y los videos no puedes conocer, pero yo creo que es cuestión de dos tres días. Enseguida te pones en contacto con todo el mundo. Es una etapa que no es difícil, pero hay que pasarla”.

Tiene claro cual es su filosofía: “El balonmano que me gusta es el balonmano moderno. El balonmano rápido, inteligente. A mi me gusta que el equipo empiece a jugar con la cabeza no sólo en ataque, en defensa también. Porque el balonmano no son sólo músculos o altura, es también engañar al adversario y la calidad individual de cada jugador. El balonmano no sólo es defender o atacar, es contraataque y en general puedo decir que el que le gusta a la gente y que los jugadores disfruten de lo que hacen. Allí se puede sacar el máximo rendimiento”.

Sobre la plantilla y la situación apunta que: “Yo creo que hay grupo y motivación no le falta. Eso es lo importante. Luego le falta un poco cabeza en los momentos importantes y alguien que asuma la responsabilidad en momentos decisivos, justo lo que necesita equipo para ganar que es un poco de experiencia que también le falta porque los partidos difíciles se ganan con experiencia”.

De momento se pone manos a la obra y no quiere hablar más haya del partido del sábado en Vigo. “Primero hay que ganar en Pilotes y luego ya habrá tiempo de pensar en Cuenca y si tenemos posibilidades de eludir la promoción y si no iremos a por todas ya que yo veo al equipo muy capacitado para conseguirlo”.

El presidente Ignacio Munuera ha indicado de nuevo que era un poco la opción que se buscaba de un técnico que llegara sin conocer muchas cosas del equipo y que aporte aire fresco al BM Huesca que tras la victoria del pasado sábado, sigue teniendo opciones de eludir la promoción de descenso. “Buscábamos un entrenador fuera del en torno del club, que no hubiera problemas entre gente y eso lo cumple ya que es una persona totalmente ajena. Yo creo que cumple eso y luego otra parcela, aunque no tenga esa experiencia puede pensar la gente en un banquillo o dirigiendo equipos, y es que tiene una extraordinaria y amplísima experiencia en un vestuario lo que creo que en este momento es algo tan o más importante”.

El club espera que se pueda conseguir la permanencia y si es sin pasar el trago de la promoción mucho menor. De momento, con la llegada de Bebhesko se ha iniciado una nueva etapa.

Comentarios