A un año de las elecciones, gobierno y oposición discrepan en el análisis del mandato de Fernando Elboj

A un año para que se celebren elecciones municipales, el grupo de gobierno defiende su gestión municipal y se muestra optimista sobre el futuro, mientras que la oposición en bloque dice que los socialistas han perdido grandes oportunidades en desarrollo y critican la política de imagen en que, dicen, está instalado el alcalde.

El próximo 27 de mayo de 2007 los ciudadanos volveremos a ser llamados a las urnas para elegir a nuestros munícipes.

A un año de los comicios el balance del actual mandato en Huesca es blanco o negro según lo realice el gobierno y la oposición.

Para los socialistas, en estos tres años, Huesca ha crecido y se ha transformado. Además se han resuelto cuestiones históricas como la de la Plaza Tarragona. El Portavoz del grupo, Luis Felipe, es optimista sobre el futuro de la capital con proyectos como el Palacio de Congresos o la puesta en marcha de la Plataforma Logística Huesca-Sur, un espacio industrial nunca imaginado por la ciudad, ya que supera, con sus 130 hectáreas, la superficie total del casco urbano de Huesca.

Sin embargo, para la oposición la visión de lo realizado en estos tres años de mandato en solitario de los socialistas es muy diferente. PP, CHA y PAR consideran que se han perdido muchas oportunidades y que, mientras otras localidades de nuestro entorno, en especial las del corredor del Ebro, se desarrollan, Huesca sigue como hace 7 años.

Para el portavoz del PAR, Fernando Lafuente, Huesca ha perdido el tren de la modernidad. Señala el aragonesista que el actual alcalde se dedica a la micropolítica, a la política de calle, abandonando las grandes cuestiones necesarias para una ciudad que quiere progresar.

Desde las filas de los populares, una y otra vez, se pone el acento en la falta de suelo industrial y en la incapacidad del grupo de gobierno para solucionar el principal problema de la ciudad: la fuga de industrias. El portavoz del PP en el Ayuntamiento de Huesca dice que cada vez se van más empresas de Huesca y eso es debido a que no hay suelo industrial a precios competitivos porque tampoco se ha sabido ponen en marcha las políticas que hubieran favorecido la creación de nuevos polígonos.

Un análisis, este de Bermúdez de Castro, en el que también coincide el portavoz de Chunta Aragonesista. Miguel Solana dice que, en materia de fomento, Huesca hace aguas. La ciudad no se sabe aprovechar de la Expo de Zaragoza, el desarrollo brilla por su ausencia y el Alcalde parece instalado sólo en una serie de operaciones de imagen cara a la galería, olvidando las necesidades reales de una ciudad cada vez más triste.

Las próximas elecciones municipales serán exactamente el 27 de mayo de 2007, ya que ese día es domingo. Por tanto, el actual mandato se prolongará por espacio de 4 años y dos días.

Se volverá a elegir en Huesca a 21 concejales, ya que la ciudad no ha logrado superar la cifra de los 50.000 habitantes. Quizá, para los próximos comicios, esa barrera sea superada y Huesca cuente entonces con 25 concejales.

Hasta la fecha, sólo el se conoce el candidato de los populares, puesto en el que repetirá Roberto Bermúdez de Castro.

Parece también cantado que Fernando Elboj repetirá candidatura por los socialistas tras la actual mayoría absoluta. La incógnita es la lista que presentará a los comicios, después de que en el último mandato decidiera revalidar a todos los concejales del período 1999-2003, a excepción de Sebastián Sanvicente que pasó a ocupar la Jefatura de Gabinete de Elboj.

No tan claras están las candidaturas de los otros dos partidos con presencia municipal. Mientras en el PAR los movimientos se suceden, en Chunta Aragonesista el proceso no se ha abierto todavía.

Comentarios