Marcelino Iglesias se dirige a Zapatero y al Vaticano para que se agilice la ejecución de la sentencia sobre los Bienes

2006020202 bienes huesca.jpg

El presidente del Gobierno de Aragón, Marcelino Iglesias, se ha dirigido al Presidente del Gobierno de España, José Luis Rodríguez Zapatero, y al Secretario de Estado del Vaticano, Cardenal Angelo Sodano, instándoles al cumplimiento de las sentencias del Supremo Tribunal de la Signatura Apostólica en relación con el conflicto de arte sacro que desde 1995 mantienen el Obispado de Lérida y el de Barbastro-Monzón.

Iglesias se ha dirigido también a la Vicepresidenta primera del Gobierno, María Teresa Fernández de la Vega; al Ministro de Asuntos Exteriores, Miguel Ángel Moratinos; al Ministro de Justicia, Juan Fernando López Aguilar; a la Ministra de Cultura, Carmen Calvo; y al embajador de España ante la Santa Sede, Francisco Vázquez, para que desde sus respectivas responsabilidades utilicen su capacidad diplomática para agilizar la entrega de las obras dictada por el máximo tribunal vaticano. Asimismo, ha enviado otra misiva al Nuncio de la Santa Sede en España, Manuel Monteiro de Castro, comunicándole las gestiones que se han iniciado ante la Santa Sede.

Marcelino Iglesias solicita, al Secretario de Estado del Vaticano, la ejecución del decreto del pasado 8 de septiembre de 2005, en el que el Tribunal Supremo de la Signatura Apostólica acepta el recurso del Obispo de Lérida y ordena la entrega en el plazo de un mes de las 113 obras en litigo al Obispo de Barbastro-Monzón. El Presidente del Gobierno de Aragón señala en su carta que “el Obispo de Lérida mantiene una actitud resistente al cumplimiento de las decisiones de la Santa Sede, puesto que, por un lado solicita formalmente un permiso a las autoridades culturales catalanas para realizar la entrega, y, acto seguido, formula alegaciones para que ese permiso no sea concedido. La situación prosigue es que las decisiones de la Santa Sede permanecen, tras más de diez años, incumplidas”.

Marcelino Iglesias recuerda que en “Aragón tanto las parroquias, como las autoridades civiles y los feligreses hemos respetado que el conflicto se resolviera en el ámbito eclesiástico. Sin embargo, la aparente situación de bloqueo en que se encuentra el cumplimiento de esas decisiones de la Santa Sede está llevando a una extensión del conflicto a otros ámbitos, políticos y sociales, adonde nunca debería llegar”.

Iglesias añade que “sólo la Santa Sede puede poner fin de modo definitivo a esta situación y ruega que favorezca la más rápida resolución del recurso pendiente y entre tanto asegure el cumplimiento inmediato de las decisiones de la Congregación de los Obispos y del Supremo Tribunal de la Signatura Apostólica de entregar las piezas de arto sacro a sus propietarios”.

El presidente del Gobierno de Aragón concluye su carta al Cardenal Angelo Sodano señalando que “dilatar la solución definitiva de este conflicto, involucrando a las autoridades civiles, supondría exponernos a enfrentamientos de carácter institucional, que ya empiezan a mostrar sus primeras manifestaciones, y distanciamientos de carácter social, que serían imperdonables entre dos pueblos que comparten historia y futuro y mantienen intensos lazos de convivencia”.

En la carta dirigida al Presidente del Gobierno de España, Marcelino Iglesias, recuerda el inicio del litigio, la situación actual y los contactos que ha mantenido la Vicepresidenta, Mª Teresa Fernández de la Vega, para tratar esta cuestión. También indica que “este conflicto, que hemos procurado mantener estrictamente en el ámbito eclesiástico, está comenzando a extenderse al ámbito institucional, con la aprobación de resoluciones parlamentarias contrarias al acatamiento de las sentencias de los tribunales, y amenaza con hacerlo también al ámbito social”.

Tras comunicar a José Luis Rodríguez Zapatero que “movido por esa preocupación me he permitido dirigirme al Secretario de Estado Vaticano”, solicita al Presidente del Gobierno de España que promueva las gestiones diplomáticas que considere de interés para favorecer la más rápida resolución de este conflicto, de modo que se evite cualquier riesgo de que pudiera derivar en ningún tipo de enfrentamiento.

El presidente de la Euroregión Pirineos-Mediterráneo y presidente de la región francesa de Midi-Pyrénées, Martin Malvy, se ha dirigido al presidente del Gobierno de Aragón lamentando la decisión de suspender temporalmente la presencia de la Comunidad Autónoma en la Euroregión. Malvy señala que espera que la suspensión de la participación sea lo más corta posible y ratifica que la Euroregión mantendrá su programa previsto, con las reuniones de trabajo habituales y la videoconferencia de presidentes programada para el 27 de junio. Videoconferencia en la que no participará el presidente del Gobierno de Aragón, Marcelino Iglesias.

Comentarios