El PP dice que la edil Tovar “miente”

En un comunicado el Partido Popular denuncia, en primer lugar, que la concejal María Jesús Tovar mintió al declarar que los sucesos del denominado “censo” de Doctor Artero-Área , “se inscribían en una actuación administrativa normal y aplicada a la totalidad de la zona “. Muy al contrario, dicen los populares, la presión policial se llevó a cabo sólo sobre aquellos vecinos de la Asociación de Afectados que habían manifestado su protesta ante los términos del convenio, y en circunstancias que exceden de cualquier precedente

En relación con los últimos sucesos referidos al Área 3, el Partido Popular en el Ayuntamiento de Huesca ha emitido un comunicado en el que se detalla que el equipo de gobierno tuvo que convocar una junta de portavoces urgente ya que el informe policia “ acabó en conocimiento de los vecinos afectados”.

También se indica que: “en el transcurso de la Junta se puso de manifiesto que circulaban copias, aparentemente no autorizadas, entre los concejales del grupo socialista. La concejal María Jesús Tovar, en un momento dado, exhibió una copia del citado informe, que obraba en su poder antes de la convocatoria de la Junta de Portavoces”.

Según el PP “durante el encuentro, María Jesús Tovar y Luis Felipe se desautorizaron mutuamente. “ De todo lo dicho se deduce, según se apunta que “ en el equipo de gobierno, con el obvio conocimiento de Elboj, ocultó una vez más y deliberadamente información interna de extraordinario interés público.”

En este caso, dicha información revelaba que “solo se llevó a cabo un supuesto censo, nocturno, que afectaba exclusivamente a vecinos miembros de la Asociación de Afectados del Área 3. La policía no visitó en ningún momento ni a propietarios mayoritarios ni a aquellos propietarios minoritarios que estaban a favor de la firma del convenio”.

Para el PP, “se deduce igualmente la ruptura de comunicación interna en el seno del grupo municipal socialista, que se encuentra abocado a un proceso de desmembració”n.

El PP denuncia, igualmente, un nuevo caso de ocultación deliberada de información, que afectaba, en ese contexto, a las libertades civiles de los vecinos oscenses. Ambas cosas deben situarse en el ámbito de impunidad culpable propiciado por Fernando Elboj, y suponen una nueva vuelta de tuerca en el proceso de corrupción institucional que sufre el Ayuntamiento oscense.

El Partido Popular anunciará en su momento las iniciativas políticas destinadas a corregir la destrucción de la confianza municipal y el clima de irregularidades y nepotismo generado por Elboj

Comentarios