Pleno del Ayuntamiento de Huesca; sí al fondo del agua y de la muralla, no a las formas

El pleno del Ayuntamiento de Huesca, celebrado este jueves por la mañana, ha puesto, de nuevo, sobre la mesa el acuerdo en el fondo de muchos asuntos y el desacuerdo en las formas. El ejemplo más claro es el de la muralla de Huesca. Se ha aprobado el convenio urbanístico previo a la actuación de Patrimonio del Gobierno de Aragón (con la restauración prevista de este monumento). El voto ha sido favorable del Partido Socialista, Partido Popular y Partido Aragonés, pero no ha gustado en la oposición cómo se ha gestionado el proceso que ha culminado en la firma del convenio; incluso los representantes de Chunta Aragonesista se han ausentado del pleno por considerar que este tema no ha sido suficientemente abordado en Comisión de Urbanismo.

PP y PAR han dado las gracias a los vecinos por la actitud que han tenido durante los últimos meses de negociación; otra cosa, han dicho Ignacio García Pantoja y Fernando Lafuente (representantes de los dos partidos citados), han sido las formas del equipo de gobierno, con amenazas de expropiación. Se ha llegado a utilizar la expresión formas no democráticas.

El socialista Javier Campelo ha defendido la política del Ayuntamiento de Huesca en torno a la muralla. Dice que es un hito para el Casco Antiguo, para el campus universitario e, incluso, para el proyecto de mayor calado que es la integración del barrio de Perpetuo Socorro en el resto de la ciudad. Ha añadido que la oposición ha creado un “circo” sobre este asunto, y que los partidos han renunciado a participar en el debate.

Ha habido también debate en torno al Fondo de Presidencia, cifrado en 1,8 millones de euros; está destinado a distintas obras y trabajos vinculados con la traída de agua desde Vadiello, Canal del Cinca, uno de los depósitos de cola y la energía eléctrica para el bombeo de agua.

La oposición ha criticado que siga siendo una partida de 1,8 millones de euros desde hace varios años y que la finalidad no haya sido negociada lo suficiente. Se ha llegado a decir que ha sido impuesta por José Ángel Biel, vicepresidente de Aragón, “como si él fuera el dueño del dinero”.

Domingo Malo, del Partido Socialista, ha afirmado que se ha solicitado un aumento de la partida del Fondo de Presidencia y, además, se ha negociado, no se ha impuesto por el Gobierno autónomo. Algo en lo que ha incidido el alcalde de Huesca, Fernando Elboj, el cual ha defendido todas las actuaciones que se están llevando a cabo en el ciclo global del agua, con la pertinente modernización de las instalaciones y mejora de su gestión. Ha aludido a las nuevas tecnologías que se están utilizando para ello y a la formación del personal municipal para ello.

Y de nuevo se ha hablado de los grupos escultóricos que se han instalado en rotondas de la ciudad. Roberto Bermúdez de Castro, portavoz del PP, ha hablado de “actuaciones sangrantes” para los presupuestos municipales, porque no suponen beneficio para los ciudadanos y en el año 2016 todavía se estarán pagando.

El pleno ha servido también para aprobar el desahucio y posterior derribo de las caballerizas del Polígono Monzú; así mismo, las alegaciones y la aprobación definitiva de la memoria justificativa y reglamento regulador del servicio público local de transporte colectivo urbano de viajeros.

En el capítulo de personal se ha aprobado la modificación de la plantilla para este año 2006, y el protocolo Ayuntamiento-sindicatos sobre el reglamento y valoración de los puestos de trabajo.

Se han sentado las bases para la construcción de plazas de aparcamiento subterráneas en la avenida Doctor Artero, a su derecha, bajo una plaza de uso público que va a quedar habilitada como consecuencia de una promoción inmobiliaria (en el antiguo Conservatorio de Música).

Comentarios